24por7
Messi, con Agüero, con la selección argentina en Moscú. EF
Masche, Di María, Biglia, son figuras en el mundo. Que digan que juegan porque son amigos míos es una falta de respeto hacia mí y hacia ellos

Es el mejor y a diferencia de lo que hacía antes, ahora ejerce de ello y hace sentir su poder.

Lionel Messi está concentrado con Argentina en Moscú, donde el próximo 11 de noviembre de 2017 su selección se mide a Rusia en un partido amistoso.

Desde allí, el astro suramericano ha concedido una entrevista al canal TyC Sports, en el que deja una reflexión que podría hacer temblar los cimientos del Barcelona, teniendo en cuenta que el argentino aún no ha renovado y termina contrato en 2018

«Me gustaria jugar en Newell's, jugar en Primera en Argentina y poder estar dentro de esa cancha que yo iba a ver tantos partidos. Pero no se qué va a pasar de acá a unos años, donde voy a estar yo o cómo voy a estar para volver. No puedo decir voy a volver y voy a jugar. Me encantaría y siempre lo dije pero no se qué va a pasar, ojalá pueda ser asi y jugar en Newell's, que es lo que soñé desde chiquito».

Messi también habló sobre el Mundial, dejando claro sus preferencias para el sorteo: «Prefiero evitar a España en la fase de grupos porque es un rival muy difícil».

Por último, el argentino salió al paso de las informaciones que aseguran que es él quien hace las convocatorias de la seleccion y quien manda en el combinado nacional:

«Me río porque son tantas barbaridades que se dijeron... Masche, Di María, Biglia, son figuras en el mundo. Que digan que juegan porque son amigos míos es una falta de respeto hacia mí y hacia ellos. Jamás puse ni saqué a ningún jugador de la Selección. No es mi forma de ser, estoy para sumar y nada más».

VÍDEO RELACIONADO: ¿Qué se comió Messi con disimulo en pleno partido?