24por7
Antonio Adán. PD

La ha liado a base de bien. El portero titular del Real Betis Balompié, Antonio Adán, se pasó de vueltas en plena celebración del triunfo de su equipo en el campo del eterno rival, el Sevilla.

El 3-5 conseguido el 6 de enero de 2018 desató al guardameta verdiblanco que soltó esta desafortunada frase:

Mi novia es sevillista y es una puta más.

El incendio que formó fue de órdago a la grande y no le ha quedado más remedio que pedir disculpas por sus palabras y este 10 de enero de 2018 está previsto que salga en rueda de prensa para reiterar las mismas y pedir perdón por sus desafortunadas palabras:

En ningún momento tuve la intención de ofender a nadie y pido disculpas a quién se haya podido ofender. Fue un gesto desafortunado en la celebración con mis compañeros.