24por7
Rebecca Loos YT

Más de un millón de euros. Es el precio que hubiera alcanzado en el mercado un vídeo sexual entre David Beckham (42) y su asistenta, Rebeca Loos (40), en 2003. Ella misma lo ha confesado en Radio 5 Live, un mes después del fallecimiento del publicista Max Clifford, que fue condenado a ocho años de prisión por abusos sexuales: "Una de las primeras cosas que Max Clifford me ofreció, cuando llegué al Reino Unido después de que se publicó la historia, fue hacer un vídeo sexual. Estaba realmente sorprendido y me dijo que obtendría un millón de libras. ¡Un millón de libras!".

Sin embargo, Loos ha afirmado que sus sentimientos por David Beckham eran reales y que no había un interés económico por su parte: "Yo le dije: 'No, no eso no lo hago, no lo he hecho nunca y por supuesto que no lo haré'. Mi relación con David no había sido por el dinero para mí, aunque reconozco que gané bastante dinero en el primer año". Y añade: "También me ofrecieron otras ofertas importantes, incluso de más dinero, que siempre rechacé. Para mí, nunca fue el dinero la prioridad", según recoge Informalia.

Rebecca Loos saltó a la palestra en 2003 por mantener una relación íntima con David Beckham, casado con Victoria, padre de tres hijos (ahora tiene cuatro) y recién llegado al Real Madrid. El escándalo acabó con la modelo española en los platós contando su historia: "Hay algo que sé sobre él, una parte íntima de su cuerpo, que yo creo que sólo pueden conocer mujeres que se han acostado con él". Y afirmó: "Valió la pena. Al principio había ternura pero al final era una relación puramente sexual. Creo que la química entre David y yo fue tan fuerte que la gente se daba cuenta".

Fuente: Informalia/Leer más

VÍDEO DESTACADO: David Beckham, 'un clásico'