24por7
El piloto Carlos Sainz, ganador del Dakar 2018 junto a su copiloto Lucas Cruz (c), con Cristina Cifuentes. EF

Carlos Sainz y Lucas Cruz han recibido un caluroso homenaje de la Comunidad de Madrid tras su victoria en el Dakar. El pasado viernes ambos pilotos fueron recibidos en la sede del gobierno regional por su presidenta Cristina Cifuentes, quien destacó el "ejemplo de convivencia" de los dos deportistas.

Carlos Sainz, bicampeón del mundo de rally (1990 y 1992) y del Dakar (la primera vez fue en 2010), llegó al acto conduciendo el coche con el que ganó el que está considerado como el rally más peligroso del mundo.

Tras firmar en el Libro de Honor de la Comunidad de Madrid, Sainz quiso mostrar su victoria y la de Cruz como un ejemplo a seguir en estos tiempos convulsos:

"El deporte demuestra que un piloto madrileño y otro catalán son capaces de luchar por el mismo objetivo y traer a España un trofeo que nos hace sentir muy orgullosos. Espero que esto sirva de ejemplo".

Yañadió dirigiéndose a su compañero:

"Para mí, es un placer trabajar con Lucas. Tu ayuda ha sido inestimable para ganar, lo hemos pasado bien y hemos disfrutado".

LUCAS CRUZ: "EL TRIUNFO ES EL REFLEJO DE UN TRABAJO MUY DURO AFRONTADO CON TESON"

Por su parte Lucas Cruz, que también ganó con Sainz el Dakar 2010, declaró que el triunfo es el "reflejo de un trabajo muy duro afrontado con tesón" y añadió con ironía "me siento muy a gusto con Carlos en un pequeño despacho de un metro cuadrado".

La presidenta de la Comunidad de Madrid habló de la necesidad de hacer este homenaje:

"A Carlos por ser madrileño, pero también a Lucas por ser imprescindible. La gesta deportiva es muy importante y cada triunfo es llevar fuera la marca España, algo que nos interesa y nos gusta mucho".

"Habéis logrado un triunfo que solo es posible gracias al trabajo y a mucho esfuerzo. Sois un orgullo y un ejemplo para los madrileños y para el resto de españoles. Representáis los mejores valores vinculados al deporte", concluyó.

Al finalizar el acto, Cifuentes entregó unas placas a Carlos Sainz y Lucas Cruz, mientras que ellos la obsequiaron con un casco oficial de competición que dedicaron con un autógrafo.