Anabel Pantoja está pasando por unos momentos muy difíciles. La colaboradora más sosa de 'Sálvame' ha visto cómo su vida ha dado un drástico giro, por lo que, por fin, está cogiendo un poco de protagonismo en el programa. Pero ella, a pesar de todo, quiere dar la imagen de que todo va bien. ¿Cómo? Haciendo topless y mostrarlo en las redes.

Hace un mes, el novio de Anabel Pantoja decidió romper su relación. Ella estaba destrozada pero aún quedaba lo peor.

Su padre, Bernardo Pantoja se sometió a una operación quirúrquija en la que le amputaron un pie. Pero antes, el hermano de Isabel Pantoja había intentado vender una exclusiva para hablar de la tonadillera. Menos mal que, al final, que la madre de Kiko Rivera se compadeció de su hermano y le dejó los 18.000 euros que necesitaba para acceder al ascensor de su edificio, por lo que la exclusiva se canceló (¿Alguien duda de que Pantoja, simplemente quería que Bernardo no hablase de ella?)

El martes 12 de septiembre de 2017, Anabel también lo pasó mal en 'Sálvame' cuando se enfrentó brutalmente a Carmen Gahona, pareja de Chiquetete, primo de Isabel Pantoja.

Gahona humilló a Anabel recordándole que su novio la había dejado y machacando a su padre.

Pero parece que la prima de Kiko Rivera se toma los problemas con filosofía. Y es que ese día aparecieron unas más que sugerentes fotografías suyas en su cuenta personal de Instagram.

En las imágenes, Anabel presume de trasero y deja ver ligeramente sus pechos cuando se tira de cabeza al agua con una técnica muy depurada.