PD América
Nawab Ali Qureshi y la infortunada pequeña TW

Un hombre de 26 años fue detenido el sábado 9 de junio de 2018 por matar a su hija de cuatro años como «sacrificio a Dios» durante Ramadán.

La niña fue encontrada con la garganta cortada y el hecho ha conmocionado a la India.

El acusado Nawab Ali Qureshi, tras decir primero que el corte en el cuello se lo había hecho un gato a la niña, admitió los hechos durante el interrogatorio, alegando que quería agradar a Alá "sacrificando" a su querida hija Rizwana.

"Amo a mi hija más que a mi propia vida. La ofrecí como sacrificio".

El anuncio del Ramadán que encabrona a los terroristas islámicos

El jueves por la tarde, Qureshi llevó a la niña al mercado donde le compró muchas golosinas y le dijo que la amaba mucho. Por la noche, mientras el resto de la familia dormía, llevó a Rizwana a una habitación en la planta baja, recitó versos sagrados y le cortó la garganta. Luego volvió a dormir.

Según informa 'The Times of India', Qureshi, que dirige una carnicería, inicialmente intentó convencer a su familia de que un gato podría haber matado a Rizwana.

La salvaje agresión a una chica por llevar pantalones cortos durante el Ramadán