PD América
The blonde salad Captura web

Probablemente, los padres de Ferragni se equivocaron de nombre al llamarla Chiara. En su defensa, podemos argumentar que hace 30 años no conocían el gran poder de su pequeña de cabellos dorados. Y es que hace tanto tiempo, no existían ni las ‘fashion ego-bloggers' ni las ‘influencers'. Igualmente, no sabían que la reina de ‘Midas' podía convertir en oro todo lo que tocaba.

Sin duda, esta ‘ensalada rubia' (nombre de su blog en castellano), ha cambiado las reglas del juego en el mundo de la moda. Una mujer capaz de facturar 15 millones de euros en el último año gracias a su marca personal.

Igualmente, Ferragni sabe cómo sacarle provecho económico a cualquier situación; incluido su embarazo, publicación con la que consiguió nada menos que un millón de likes en Instagram.

De hecho, su caso de éxito se estudia hasta en la Universidad de Harvard. Cabe destacar que la bloguera consigue embolsarse decenas de miles de euros diariamente a golpe de ‘clic'. Un imperio levantado hace una década con una inversión económica de 10 dólares.

No le hizo falta nada más que un blog alojado en hosting como este, y contar con bastante frecuencia todos los detalles de su vida privada. Una historia francamente surrealista para el resto de los mortales.

Quizás, Chiara simplemente tuvo suerte de estar en el lugar adecuado en el momento oportuno. Hoy en día existen miles de personas intentando vivir de las plataformas sociales.

En este sentido, las redes sociales han transformado hasta el futuro del periodismo: "Dos de cada tres periodistas creen que las plataformas sociales acabarán sustituyendo a los medios. Las plataformas sociales preferidas por los 'millennials' y los 'baby boomers' para informarse son Twitter y Facebook".

Así lo señalaba el estudio titulado 'El periodismo en su realidad social y tecnológica', realizado por la Universidad Rey Juan Carlos en colaboración con la consultora Estudio de Comunicación.

Lo cierto y verdad, es que si observamos los inicios de Ferragni en su bitácora online, nadie podría imaginar que volaría tan alto, o por lo menos tan lejos, ya que ahora tiene piso propio en Nueva York.

Incluso la bloguera más famosa del mundo tiene un pasado menos ‘glamouroso' y nosotros estaremos ahí para recordárselo. Y si necesitamos ayuda, llamaremos a Anna Wintour, directora de la biblia de la moda Vogue EEUU.

Wintour es famosa por ser la inspiración para la película ‘El diablo viste de Prada'. Igualmente, es ampliamente conocida por sus miradas de hielo y por dejar literalmente a la gente llorando por sus frases afiladas minuciosamente:

"La moda es algo que, a veces, pone a la gente muy nerviosa. O sabes de moda o no".

En fin, juzguen ustedes mismos.