Castilla-La Mancha
Ana Guarinos (PP). CLM

Vaya como las gastan las de Gudalajara. La presidenta del Grupo Parlamentario Popular en las Cortes de Castilla-La Mancha ha vuelto a acusar este 11 de agosto de 2017 al presidente regional, Emiliano García-Page, de entregar la región a los «extremistas y radicales» de Podemos, un partido que, a su entender, está «lleno de delincuentes», entre ellos hasta «pederastas».

«En el Partido Popular echamos a los delincuentes, en Podemos los recogen».

Ana Guarinos, que también es presidenta del PP en la provincia de Guadalajara,se ha despachado a gusto durante la rueda de prensa que ha ofrecido antes de la comisión de presupuestos que se ha celebrado en las Cortes regionales.

Alli ha dicho que el presidente regional «está instalando en la región a radicales tremendamente peligrosos para Castilla-La Mancha».

Guarinos ha acusado al presidente castellano-manchego de estar instalando el «socialcomunismo en España».

Ha reiterado que con la excusa de los presupuestos, García-Page ha entregado Castilla-La Macha a Podemos porque «le ha dado la gana, porque se siente cómodo con los radicales e incómodo con la moderación».

Luego de volver a comparar al titular del Ejecutivo autonómico con el de Venezuela, Nicolás Maduro, ha preguntado a García-Page que «a cambio de qué va a convertir a Castilla-La Mancha en conejillo de indias», afeándole, de igual modo, que va a ser el primero en defender que «España se pueda dividir», pues «no tiene credibilidad, ni decencia política».

Revanchas, ninguna

En otro orden de cosas, la presidenta del Grupo Parlamentario Popular ha advertido de que «revanchas para echar al PP y Rajoy ninguna» tras las manifestaciones realizadas por el secretario de Organización de Podemos, Pablo Echenique que este jueves, en la conformación del nuevo Gobierno de Castilla-La Mancha, habló en Toledo de la posibilidad de «echar» a Mariano Rajoy de La Moncloa por medio de una nueva moción de censura.

«Al PP y a los gobiernos del PP no nos quitan personas como Maduro. España es una democracia seria y no nos van a quitar personas como Echenique, que es un defraudador. Quién quita y pone a los gobiernos son los ciudadanos».

Por último, la también presidenta de los 'populares' de Guadalajara, que ha afeado a Echenique «que venga a dar una lección de dignidad y coherencia cuando ha defraudado a Hacienda», ha concluido que si el secretario de Organización de Podemos «tuviera principios y decencia se habría ido a su casa».