Castilla y León
Rosa Valdeón. EF

Rosa Valdeón, exvicepresidenta de Castilla y León y actual diputada del PP en esta comunidad, ha dejado su escaño parlamentario este 3 de noviembre después de que anoche, tras un accidente de tráfico leve en Salamanca, triplicara la tasa de alcohol en un control policial.

No es la primera que le pasa: en septiembre de 2016, cuando era vicepresidenta de la Junta liderada por Juan Vicente Herrera (PP), Valdeón dimitió tras protagonizar, en estado ebrio, un incidente de tráfico con un camión. También en esta ocasión triplicó la tasa de alcohol máxima permitida al volante.

En un escueto comunicado publicado este miércoles, Valdeón se remite a "motivos personales" para cesar en su actividad como parlamentaria del PP, en la que se centró desde septiembre de 2016, cuando anunció que dejaba sus cargos en el Ejecutivo autonómico después de ser sorprendida conduciendo su coche ebria por primera vez.

Valdeón se sometió en la noche de este jueves a una prueba de alcoholemia tras atravesar una pequeña rotonda con su vehículo y golpear una señal de tráfico cuando se dirigía a su casa después de compartir una cena con unos amigos, en torno a las 11.00.

Una llamada al Servicio de Emergencias 112 alertó del suceso y la policía local envió a varios agentes, que atendieron primero a Valdeón, ilesa por el impacto, y después le practicaron el control de alcoholemia. La exvicepresidenta triplicó la tasa permitida y solicitó la realización de un contranálisis de sangre, que fue practicado en el Complejo Asistencial de Salamanca y confirmó los primeros resultados.

Su primer positivo por alcohol fue en septiembre de 2016. Valdeón rozó con su coche a un camión en el kilómetro 118 de la A-6, cerca de Arévalo (Ávila), mientras lo adelantaba.

En esa ocasión atribuyó los 0,77 miligramos de alcohol por litro de aire espirado -el triple de lo permitido- al efecto combinado de "dos cervezas" y un ansiolítico que estaba tomando y que, según ella, médica de profesión, potenciaba el efecto etílico.

Por este incidente, la exvicepresidenta alcanzó en diciembre del pasado año un acuerdo de conformidad en el Tribunal Superior de Justicia y fue condenada a pagar una multa de 1.800 euros y a la retirada del permiso de conducir durante ocho meses y dos días como autora de un delito de conducción bajo la influencia de bebidas alcohólicas.

Desde su dimisión, las reacciones en el ámbito político regional se han sucedido. El presidente autonómico del PP y alcalde de Salamanca, Alfonso Fernández Mañueco, ha expresado en Ávila su "reconocimiento al gesto" realizado por Valdeón, a quien ha transmitido su "respeto más absoluto". Al ser preguntado si el PP tenía previsto adoptar alguna otra medida desde el punto de vista del partido, Alfonso Fernández Mañueco ha dicho: "Suficiente medida ya es la que ha adoptado ella misma".

La intención del Grupo Popular es que el relevo de Valdeón pueda materializarse ya en la sesión plenaria de las Cortes de Castilla y León el próximo martes, cuando se debaten las enmiendas de totalidad al proyecto de ley de presupuestos, aunque dependerá de si da tiempo a cumplir con los trámites regulados por la Junta Electoral Central.

Valdeón será relevada por la zamorana Manuela Crespo Calles, alcaldesa del municipio de Moreruela de los Infanzones desde hace diez años, además de presidenta del Consejo de Alcaldes de la Provincia de Zamora desde 2011 y secretaria de Acción Electoral Municipal del PP de Zamora.

Por su parte, el PSOE de Castilla y León ha mostrado su respeto por la decisión de Valdeón y le ha deseado "suerte en su vida personal". La secretaria de Organización del PSOE de Castilla y León, Ana Sánchez, ha lamentado que "a veces la política genera situaciones difíciles en lo personal", en referencia a que la proyección pública es la que determina la trascendencia de estos hechos.

En el caso del secretario general de Podemos de Castilla y León, Pablo Fernández, que mantiene una buena relación con Valdeón, le ha aconsejado que "por su bien" se aleje de la política y de su partido, del que es "un verso suelto". "Le deseo simplemente lo mejor en lo personal", ha resumido.

Un portavoz de Ciudadanos se ha limitado a respetar la decisión de Valdeón, mientras que el coordinador de IU en Castilla y León, José Sarrión, ha apelado a la prudencia para conocer los hechos antes de pronunciarse.