Cataluña
Puigdemont vuelve a dejar con los ánimos helados a los fans del golpismo. PD

Hay que reconocer que a veces el destino tiene estos juegos perversos. Justo cuando acaba de entrar la primavera, el golpismo catalán se acaba de quedar congelado, a bajo cero y con riesgo de quedarse más inmóvil que un esquimal en la Antártida.

El prófugo Carles Puigdemont, que tan bien se lo estaba pasando por Europa, yendo de un país a otro como quien hace el Interraíl, acaba de anunciar que se entregará a la policía de Finlandia después de que se reactivase la euroorden de detención.

La noticia la ha adelantado, curiosamente, un medio al servicio del golpismo, Catalunya Radio, concretamente en el programa 'El Suplement'.

Según informan fuentes de la policía finesa:

La Oficina Nacional de Investigación informa que España busca la extradición de su ciudadano que de momento se encuentra en Finlandia, la Policía informó a la Fiscalía e inició el intercambio de información con las autoridades españolas.

El superintendente de los servicios de Investigación Criminal de Finlandia, Hannu Kautto, citado por la agencia STT, ha confirmado que "la solicitud de extradición llegó a Finlandia por la noche" y ha añadido que puede que Puigdemont sea detenido y su caso, examinado en la Fiscalía, según la información recogida a su vez por la agencia oficial de noticias rusa, RIA Novosti.

La orden europea de detención ha sido cursada por el juez del Tribunal Supremo Pablo Llarena.