Ciencia

Un orangután de 22 años que se encuentra en el Zoo de Bandung (Indonesia), es el protagonista de uno de los vídeos que se han hecho virales en los últimos días y a la vez ha indignado a mas usuarios ya que se puede ver al simio fumando como un humano.

Obviamente no era culpa del orangután ni se trataba de un número de circo sino que todo comenzó cuando un gracioso e incívico padre de familia arrojo un cigarrillo encendido en el recinto donde se encontraba el orangután para generar las risas en otros visitantes y sus familiares, según recoge Exclusivadigital.

El animal lo cogió y empezó a fumárselo hasta que quedó solo la colilla, como si fuera fumador empedernido, lo que daba a pensar que no era su primera vez