Economía
Brexit. TR

La economía británica crecerá lentamente una vez que el Reino Unido esté fuera de la Unión Europea (UE) cualquiera que sea el acuerdo al que el país llegue con el bloque europeo.

El crecimiento económico en los próximos 15 años sería más bajo del que registraría si el Reino Unido siguiera formando parte de la UE, señala el documento, que ha analizado los distintos escenarios en los que el país quedaría tras las actuales negociaciones sobre el Brexit, según un informe de BuzzFeed.

El documento lleva el título de Análisis sobre la salida de la UE, elaborado por el ministerio para el Brexit, cuyo responsable es el diputado David Davis.

Así, el informe vislumbra que el crecimiento económico sería un 8% más bajo si el Reino Unido deja el bloque europeo sin ningún acuerdo y se ve obligado a cumplir con las normativas de la Organización Mundial de Comercio (OMC).

En tanto, el crecimiento sería de un 5% más bajo si el Reino Unido negocia un acuerdo comercial con la UE y de un 2% inferior si el país siguiera adherido a las reglas del mercado único.

Fuentes gubernamentales citadas por los medios locales indican que este documento no evalúa la opción preferida del Ejecutivo, que es un acuerdo comercial y financiero especial entre ambas partes.

El diputado conservador Jacob Rees-Mogg, fuerte partidario del Brexit, señaló que las conclusiones de este documento son "altamente especulativas", mientras que el diputado laborista Chris Leslie, que hace campaña en contra de un Brexit duro (fuera del mercado único y la unión aduanera), el Gobierno debe publicar las conclusiones de este documento en su totalidad.

"Nadie ha votado (en el referéndum de 2016) para que sus familias estén peor".

El UE acordó este 30 de enero de 2018 la postura común para abordar la negociación de la fase de transición del Brexit, que el Gobierno de Londres consideró está "bien alineada" con lo planes del Reino Unido.

Las directrices ratificadas ayer por los otros 27 miembros de la UE dan luz verde al negociador jefe de la UE, Michel Barnier, para iniciar las conversaciones sobre esa transición con su homólogo británico, el conservador David Davis. Reino Unido saldrá de la UE en marzo de 2019, cuando se espera que se inicie un periodo de transición de unos dos años.