Los hinchas rusos han llenado el centro de Moscú para celebrar la victoria de su equipo nacional ante España en los octavos de final del Mundial.