Pablo Iglesias es un besucón lamentable. Y lo hace en cualquier sitio y sin pararse en barras.

Y al única que no besa es al único que tiene que besar para agradecerle todo lo que hizo para llanar el terreno a ese bodrio que es Podemos: José Luis Rodríguez Zapatero.

En este vídeo recogemos algunos de los momentos circenses en los que Pablo Iglesias ha protagonizado un sonoro beso en la boca con otros 'colegas', como con Errejón ante Thais Villas para El Hormiguero, con Xavier Domènech en medio del Congreso o pillado con Tania Sánchez en aquella época en que compartieron amorío. Con Irene Montero se besa poco.

Tampoco lo hemos visto morreándose con Pedro Sánchez, a quien debería dedicar más cariño, aunque sólo sea por todos los ayuntamientos que le regaló en su día, cuando el del PSOE creía ingenuamente que el podemita lo iba a meter a cambio en La Moncloa.