Lo único bueno de equivocarse es la alegría que produce a los demás.