Motor
XII Oris Rally clásico The Motor Lobby

Las Islas Baleares se llenan este fin de semana de un aroma muy especial para los aficionados al automovilismo y a las carreras. Toni Dezcallar, organizador del Rally, Susana Cabello, Directora de Marketing y Comunicación de Oris España, y Álvaro Irala, director de Puerto Portals, lo tienen claro, el éxito de uno de los rallyes de clásicos más queridos por los aficionados es motivo de orgullo, pero con pilotos inscritos ya para la edición de 2018 por haberse quedado fuera este año no hace más que añadirles presión para que todo salga perfecto.

Eva Serra por su parte, la concejal de Deportes del Ayuntamiento de Calviá, es consciente de que la celebración de un gran evento deportivo como es el Oris Rally Clásico Puerto Portals con participantes y pilotos de todo el mundo, que atrae a muchísimos aficionados del motor y de los vehículos clásicos, es una gran oportunidad para seguir construyendo y fomentado un turismo de calidad’ y por lo tanto, hay que seguir apoyando estas iniciativas para que se conviertan en motores de desarrollo económico en todos los sectores.

En esta edición, el Oris Rally Clásico vuelve a contar con los coches más exclusivos del mundo, auténticas obras de arte del automovilismo de las que sólo se puede disfrutar una vez al año. Algunos de los clásicos que asistirán son Lancia Delta S4, Jaguar XK 120, Ford RS 2002, BMW 2002 de 1973 o un Stratoss HF de 1974. Verlos en esta difícil prueba es un lujo para los participantes y los aficionados que, cada año, se desplazan a la isla Balear para disfrutar del mundo de los coches clásicos en toda su grandiosidad.

El alto número de participantes que llegan de todos los rincones del mundo como España, Francia, Inglaterra, Alemania, Sudáfrica, Suecia o Suiza, reafirman la importancia de esta prueba a nivel internacional, dentro del circuito de rallyes clásicos en los últimos años. Toni Piza, piloto en activo y que cuenta en entre sus triunfos el campeonato de rallies de Baleares, apuntaba que competir en este rally es algo único y especial, ya que basa mucho de su encanto en los lugares y tramos únicos en los que se ambienta, como el asfalto de Sa Calobra, un tramo único en el mundo que exige al piloto toda su destreza para lograr el mejor tiempo posible en cada curva.