Mundo
Rafael Rubén Núñez Cencerrado. VZ

La Policía Nacional ha anunciado este domingo la detención de Rafael Rubén Núñez Cencerrado, un narcotraficante español de 41 años que fue condenado 2014 por dirigir una organización criminal dedicada al tráfico de estupefacientes.

El empresario, que ha liderado importantes redes de venta de drogas en todo el territorio nacional, había sido ya condenado a penas de prisión como responsable de organizaciones para la venta de sustancias estupefacientes ilegales.

La Policía ha explicado que se trataba de uno de los criminales "más buscados" por la justicia española desde que se destapó su vinculación con el negocio de la droga en 2009. Hasta entonces, Núñez Cencerrado aparentaba ser un empresario de éxito.

El narcotraficante llegó a ser detenido en 2012 e incluso ingresó en prisión provisional, pero desapareció no llegó a cumplir la sentencia de 18 años de prisión (y multa de 150 millones de euros) que le impuso la Sección Tercera de la Audiencia Nacional en 2014 por un delito continuado contra la salud pública y otro de tenencia ilegal de armas, en un juicio en el que se dictaron hasta 121 años de cárcel para él y para otros miembros y colaboradores de la organización que dirigía.

La Policía Nacional ha agradecido la colaboración para detener al fugitivo y ha recordado que en la lista de los más buscados por la justicia española se encuentran todavía otros nueve fugitivos, entre los que figuran Antonio Jesús Barge, un madrileño condenado a más de 40 años por un atraco que se saldó con tres policías y un guardia jurado heridos de bala; los agresores sexuales Francisco de Paula Martorell, Ishak Merenvouri y Esteban Vacas García; y los narcotraficantes Vicente Lamarca Sánchez; Giuglielmo Cirillo; Rafal Czerwoniek, entre otros.