Ocio y Cultura
Marisol RS

Aquello supuso el inicio de una película de terror que la actriz protagonizó hasta alcanzar la mayoría de edad. Horrible.

Cuando Pepa Flores enterró a Marisol salió el sol. A sus espaldas, la que fuera niña prodigio del cine español llevaba mucho pasado. Su infancia no fue fácil. Era una cría cuando Carlos Goyanes la descubrió. Su imagen angelical la convirtió en ídolo de masas. Era un faro que brillaba en una España en blanco y negro. Aquella cara feliz escondía una trastienda que solo el coraje de la juventud haría que saliera a flote. Ocurrió en 1979, cuando la artista reveló lo que tanto tiempo había callado. Y lo hizo en forma de declaraciones para una serie de tres reportajes, firmados por José Luis Morales y publicados en Interviú.

"En uno de aquellos días que estaba yo en el estudio, el fotógrafo éste se puso a desnudarme, a meterme mano por todo el cuerpo y a preguntarme si ya me había hecho mujer. Yo estaba asombradita. Le tenía miedo a todo en aquella casa. Ten en cuenta que no podía ni rechistar. Una vez que se me ocurrió decir que unas fotos no me gustaban por poco me matan, me montaron una de la que no me olvidaré nunca. Bueno, como te decía, el fotógrafo aquel mutilado nos amenazaba para que no dijéramos nada.

Fuente original: ESdiario/Leer más

VÍDEO DESTACADO: Una historia de amor imposible: Serrat, Marisol y su piso tras el Nou Camp