Ocio y Cultura
Doña Sofía y Don Juan Carlos TW

Parece que las aguas han vuelto a su cauce, y que el rey emérito ha sentado por fin la cabeza. Sea como fuere, estos son algunos de los secretos que quizá desconocías del matrimonio entre don Juan Carlos y doña Sofía, según 'Cotilleo': (El inesperado gesto del rey Juan Carlos que deja bizca de asombro a Doña Sofía).

Juan Carlos ILas deudas de Juan Carlos I en la Familia Real

Aunque se suele usar con mucha frecuencia la frase de: "Vivís como reyes", como referencia a un vida llena de lujos y sin esfuerzo, esto no siempre se corresponde con la realidad. De hecho, el propio Juan Carlos I vivió un momento donde sus finanzas no eran tan boyantes. Nos referimos a la década de los ochenta cuando, según se ha publicado, el Rey pidió dinero al Rey Fahd. (La confesión del primer amor de don Juan Carlos que deja temblando a Casa Real).

Parece que ese dinero finalmente acabó en manos de Manuel Prado, que lo invirtió en otros menesteres, lo que supuso un verdadero quebradero de cabeza para el monarca. Finalmente, ambos consiguieron llegar a un acuerdo y el montante prestado se devolvió en plazo y forma acordados.

Juan Carlos I y Olghina de Robiland

Fue una relación inexistente para muchos. Un rumor, para otros. Una historia de amor inacabada para los maledicentes. Serán muchos los que, ni siquiera, serán capaces de recordar su nombre. Ella es Olghina de Robiland. Una bella mujer con la que, al parecer, Juan Carlos podría haber llegado a tener una hija. (La marranada de la madre de Letizia a una desesperada y triste doña Sofía).

Juan Carlos I

Unos rumores que ella misma acrecentó con unas incendiarias declaraciones acerca del progenitor: "Yo sé quién es el padre de esta niña. Es el príncipe Juan Carlos de España". Pasados los años, Paola nunca ha aparecido en los medios de comunicación.

Un matrimonio que fue casual

No es un secreto que Juan Carlos I tuvo varias pretendientas con las que contraer matrimonio. Sin embargo, la elegida fue Sofía de Grecia con la que congenió desde el primer momento, a pesar de que ella había posado sus ojos azules en los de otro Príncipe. El paso del tiempo, la comunicación que hubo entre ellos y un futuro en común, provocaron que el noviazgo diera paso al matrimonio. Desde entonces, sus vidas se unieron para siempre. (La terrible amenaza de una colérica Letizia a Felipe y su traición a doña Sofía).

Juan Carlos I y Sofía de Grecia

Acusado públicamente de haber mantenido relaciones extramatrimoniales, lo cierto es que nunca se sabrá con certeza cuánto hay de realidad y cuánto de almíbar. Sin embargo, son muchos los que aseguran que al rey emérito poco pareció importarle encontrarse casado para encontrarse con otras damas.

Lo que está claro es que unidos por la Corona, han sido ejemplo de superación y de entereza frente a la adversidad. Han dado habida cuenta de unión y fortaleza en los momentos más importantes -también en aquellos socialmente complicados- cuando el Estado les ha necesitado.

Todo ello ha provocado que el afecto del pueblo a Sofía de Grecia sea, cada vez, mucho más inmenso. Tanto es así que ya ha recuperado mayor presencia institucional. Los españoles la reclaman y ella sigue dispuesta a repartir amor, cariño y ejemplaridad.

La ausencia de Juan Carlos I por Marta Gayá

Una de las mujeres con las que se ha relacionado a don Juan Carlos ha sido con Marta Gayà. En es ella donde habría varado su corazón en la década de los noventa. Junto a ella habría descubierto el significado real de la palabra amor. Sin embargo, lo suyo nunca pudo ser.

Las conversaciones divulgadas por Eduardo Inda en OKDiario sirvieron, eso sí, para dar mayor fuerza a los que aseguran que el Rey nunca pudo olvidar a la mallorquina.