Ocio y Cultura
Modelos curvy colapsan Times Square de NY en contra de Victorias Secret. IT
Más de una veintena de mujeres desfilan en ropa interior para reivindicar la diversidad y luchar contra los tiránicos cánones de belleza

El desfile que celebra cada año la firma de lencería Victoria's Secret sigue acumulando críticas (Los censores de Pekín impiden que Gigi Hadid desfile en China para Victoria’s Secret ).

El ideal que representa del «cuerpo perfecto» y la negativa a incluir mujeres de talla grande, como la popular top Ashley Graham, ha desencadenado una oleada de repoches (Victoria's Secret 2017: El desfile más esperado del año).

Eso mismo han hecho un grupo de veinte modelos «curvy» -conocidas como la «guerrilla de la lencería»-, de todas las tallas y etnias, que ha irrumpido este 6 de diciembre de 2017 en el centro de Nueva York para demostrar que cualquier mujer puede ponerse en ropa interior, tengan o no las medidas perfectas (La encargada de la tienda denuncia a Victoria’s Secret por despedirla por su peso).

Su objetivo no era otro que reivindicar la diversidad y acabar con la perfección.

Bajo el lema «la verdadera pasarela» se han paseado por Times Square en ropa interior para intentar que las mujeres reales se sientan orgullosas con sus cuerpos: sus estrías, su piel flácida y su celulitis.

Según cuenta en su cuenta de Instagram la modelo Khrystiana intentan rear otros referentes, muy distintos a los ideales que promulga la compañía estadounidense de lencería.

«Mujeres de diferentes culturas, tonos de piel, mujeres transgénero, mujeres de diferentes edades y orientación sexual, con la cara llena de maquillaje y algunas sin él, piernas enceradas o sin cera, veganas y carnívoras. ¡No hay discriminación!».