Opinión
Pensiones, edad, jubilación, planes y demografía. EE

Con la propuesta que ha lanzado el PSOE acerca del impuesto a los bancos para recaudar dinero con el fin de afrontar el problema de las pensiones, se me ha ocurrido otra solución para reponer la hucha.

Mi propuesta tiene tres formas de ingresar y así intentar salvar las pensiones, vamos por partes:

  • 1.- El gasto que tiene el congreso en gastos directos e indirectos, podría minimizarse en una cantidades importantes si descontamos los días de no asistencia de los diputados así como las dietas que reciben por los días que faltan a su trabajo, y que podríamos llamarle a= euros.
  • 2.- Después de escuchar el manifiesto que ha lanzado el Cuerpo de Asesor del Consejo de Estado, sobre la posición del fugitivo Puigdemont me hace temblar las piernas por su asesoramiento a un problema que se está luchando y que lo lógico es tomar soluciones y no crear incertidumbre confundiendo a la gente y lo que es más, al Estado.

Por todo esto creo que este cuerpo Asesor es inútil, cuando el gobierno puede modificar lo que han acordado, por lo que considero innecesario el gasto que esto supone, así que lo denominaremos b= euros.

Hay otras maneras de ingresar dinero para la hucha, las pensiones vitalicias cuando terminan el cargo, en este caso, hay que considerarlas no contributivas, por lo que debían ajustarse si no han contribuido durante el tiempo que han estado en el cargo.

Este país es una Monarquía bicameral, lo que me hace pensar el coste que supone el Senado y lo mismo se me ocurre a los que no asisten y que supone muchos gastos, grave sería eliminar la Cámara Alta pero peor sería no pagar las pensiones por lo que dejo en el aire otra solución para aumentar la hucha, y que la denominaríamos c=euros.

Finalmente en el caso de ejercer un cargo en la empresa privada, durante el tiempo en activo en la misma dejaría de percibir la pensión asignada a esto lo denominaremos d=euros, por lo tanto si calculamos a+b+c+d= x euros importe más que suficiente para afrontar el problema que nos ocupa-una vez escrito esto creo que es una utopía, lo siento pero aquí queda dicho.

Andrés Martín

Alcorcón