Opinión
Francisco Hernández. PD

Hay jueces podemitas por todas partes a las que miro; es como una gripe del funcionario judicial, por Lugo, Coruña, Palma de Mallorca, Barcelona y como no por nuestras queridas Canarias, donde su señoría no se andaba con rodeos para salir hacia la península. Que peligro, cuando retornen a los juzgados, seguro que son de todo, menos imparciales, que Dios nuestro señor, que no el de ellos, nos coja confesados. Estos, después de su paso por la política debían volver a coger ajos, que sería lo suyo y no a la carrera judicial, lo de carrera por decir algo, pero este Estado tan protector, solo le queda que legislar, que días podemos hacer el amor.

Unos dicen que la justicia española es proteccionista, otros que es garantista, para los medios que tienen, pues hacen esfuerzos infrahumanos, están todos herniados. Siendo la educación gratuita, y la sanidad, porque es tan cara la justicia, a donde va la pasta gansa que los del poder judicial, cobran junto a los procuradores, abogaos y demás asimilados al sistema.

Tengo un dato que dice que son 27.000 M de euracos los que en los últimos años se han dedicado a la violencia de género y de número. ¿Qué han hecho con ellos? No conozco a ninguna señora que haya visto un duro, algún que otro piso, del ayuntamiento de turno. La policía continua sin los medios adecuados, la guardia civil a nivel rural tiene que dedicarse a acudir a cada bronca que hay y tienen desatendida la mayor parte de sus funciones por la falta de personal y medios pues es prioritario como es de toda lógica. Y en los juzgados siguen amontonando papeles, y amarrándolos con chicotes.

¡Ay! Qué tiempos aquellos en los que se iba a la Marbella del GIL y se celebraban aquellas convecciones y comilonas. Y pasa como en todos los colectivos ves a jueces y fiscales en televisión, una vez retirados o en la empresa privada repartiendo a diestro y siniestro hasta decir que las leyes españolas solo se le aplican a los roba gallinas. O ves al otro tomándoselas con la de manos No tan limpias como solían decir. El sentimiento popular es que los jueces son como los políticos, solo con una diferencia, que tienen más peligro y mucho más poder. Y además tenemos que tragar con lo que dice el Consejo General del Poder judicial, que con los datos que ha publicado se deduce que un juez es como un ángel del renacentista Buonarroti.

Dice su señoría por ser respetuoso, que entre 1995 y 2009 solo el 1,55% de las querellas o demandas contra los jueces y fiscales en España acaban en condena. Desde esas mismas fechas, según los tribunales españoles solo en 27 asuntos un juez ha emitido, una resolución deshonesta, o negligente, sobre 70.000.000 de asuntos resueltos; eso se traduce en el 0,00000014% de los asuntos que entran en los juzgados. Por lo que tenemos que llegar a la conclusión, que, en nuestro sistema judicial, es prácticamente IMPOSIBLE, que un juez no sea honrado. Madrid es el caso más llamativo de todos, con el 0,27% de condenas y 3 jueces condenados en 17 años de 1094 causas penales presentadas.

Impresionante el nivel de honradez de estos tíos. Pero lo más significativo en mi opinión es que el 98% de las causas penales presentadas ni llegan a juicio ni son admitidas a trasmite. Y según datos de los propios jueces, "ni siquiera presentan indicios de delito" no me puedo creer lo que se nos presenta desde el CGPJ.

Quien narices es el encargado de vigilar a los vigilantes. Para que un ciudadano tenga la osadía de presentar una querella a un juez, ha de estar plenamente convencido de la injusticia sufrida, le va a ser prácticamente imposible encontrar un abogado que defienda sus intereses y lo más grave es que va a necesitar un pastón, y tener los santos reaños de asumir los riesgos que pueda sufrir en un futuro, no sé si me explico.

Para todos estos podemitas, infestos de VENEZUELISMO, recordarles el artículo 117 de la Constitución, parece ser que dice, Que da sentido democrático al Estado, NO SE RESPETA, y dispone que (la justicia emana del pueblo y se administra ...... por jueces y magistrados), mientras el pueblo "el dueño" se ve incapaz de someter a sus propios administradores jueces y magistrados.

Todos, todos, todos HONESTOS. Se lo pueden creer, pues yo no, lo que les decían antes, deben de ser unos angelitos, con un poder descomunal, sentados a la izquierda de Dios nuestro señor, en España después de Dios, están ellos, seres sobrevenidos del más alto nivel, más elevada moral y una ética intachable.

La sala de lo civil y penal del Tribunal Superior de justicia, de cada uno de los cortijos Autonómicos, (son el órgano judicial más alto) y son donde se juzgan en España la práctica totalidad de las causas penales contra jueces y fiscales y algún que otro magistrado, por prevaricación judicial. De lo que se puede extraer cariñosamente y si animo de acritud que Perro no come perro.

Otro dato de los que pública el CGPJ; es incluso más llamativo todavía, nos dice que incluso hay cortijos autonómicos en los que el tanto por ciento de condenados por prevaricación es (Zero Patatero) ¡se lo pueden creer! Pues yo no. En solo cinco cortijos Autonómicos se presentaron entre 1995 y 2011, 2783 acciones contra ellos, y se condenaron tan solo el 0,54% y llegando al 99,39 % en los casos, que no llegaron ni a ser enjuiciados, según los datos estadísticos CGPJ, archivadas de plano.

Sin embargo, estos mismos pajaritos, a sus hermanos del poder legislativo, han juzgado 1378 causas por presunta corrupción entre 2015 y 2016, casualidades de la vida. De las que el 70% terminaron en CONDENAS, en total 399 sentencias firmes, de personas condenadas, por delitos de corrupción, siempre datos del CGPJ, con 87 presos ,82 penados y 5 en prisión preventiva.

En el mapa de la corrupción por cortijos, Cataluña presento el doble de responsables públicos procesados por delitos de corrupción que el cortijo andaluz o el cortijo madrileño desde julio de 2015 a septiembre de 2016. Pues queridos amigos, en mi modesta opinión, que no es que tengan mucho poder, es que tienen todo EL PODER, y con estos servidores públicos de la política nacional, con estos son con los que tenemos que lidiar, así que no llego a comprender, como a PODEMOS puede ir a parar tanto juez. Ni los unos deben de ser tan buenos ni los otros deben de ser tan malos.

A mí personalmente los unos me robaron un año enterico de dietas de alojamiento y manutención, con el argumento que el legislador no lo había tenido a bien. En la crisis del 92, sin embargo, en el cortijo andaluz y en el cortijo gallego las cobraron. Y tiene la poca vergüenza de decir que la justicia es ciega e igual para todo.

Recuerdo cuando en los cuarteles en su entrada ponían aquello de: TODO POR LA PATRIA. Ahora volvemos a los mejores momentos del antiguo régimen y el ejecutivo vuelve a lo de siempre, miles de millones para callar la boca a los catalanes, o lo que es lo mismo, TODOS POR LA PASTA.

FRANCISCO HERNANDEZ.