Opinión
Manuel del Rosal García. PD

Dictadura: "Sistema de gobierno en el que lo que no está prohibido es obligatorio", Enrique Jardiel Poncela, escritor y dramaturgo español

Dictador: "Persona que alcanza el poder vendiendo mercancías defectuosas a elevados precios, sabiendo que los ciudadanos - atemorizados - las compraran"

"FIDEL CASTRO IS DEAD". Frase pronunciada por Donald Trump al conocer la muerte del dictador cubano. Frase perfecta porque encierra en sí misma todo lo que se debería decirse de un dictador. Pero no, nos empeñamos en dar cancha a quienes buscan la notoriedad, el culto a su imagen y para los que cualquier momento es bueno para promocionarse. Hay gente a la que nunca se le debería dar ni el más mínimo margen para que pueda hablar, mostrarse ante la prensa, utilizar las cámaras para cultivar su ego, justificar sus palabras y sus decisiones. Pero, desgraciadamente sucede todo lo contrario. Todos los dictadores que han sido y son han surgido al amparo de la fuerza aplicada sobre su pueblo, la genuflexión de este y el apoyo explícito o implícito de los gobiernos de los demás países que lo consienten, cuando no lo apoyan, en base a sus intereses bastardos. Mientras un dictador semejante a un odre de vileza actúe en consonancia con los intereses de los países que se lo permiten, estos, aunque masacre a su pueblo, se lo van a consentir. No solo eso, le van a dar cancha para sus manifestaciones ególatras, para su propaganda demagógica, para sus mentiras, para sus maniobras para enriquecerse a costa de mantener a su pueblo en la miseria. Lo recibirán en los foros internacionales y blanquearán sus inmundicias poniendo a su disposición el escenario, los micrófonos y las cámaras para que su torticero mensaje llegue a todo el mundo. Unas veces será el cacao, otras el café, otras los plátanos, otras el petróleo, otras el coltán, otras los diamantes y así hasta un largo etcétera, los que justificaran la comprensión de los gobiernos demócratas hacia quien gobierna sobre un país esquilmado y unos ciudadanos aplastados. ¿Y los medios de comunicación, periodistas e intelectuales que se rinden ante el tirano, que lo elogian, que lo enaltecen? De esos mejor ni hablar, tan solo despreciarlos.

Todos los tiranos que la malhadada historia de la humanidad ha dado y da han sido cortados por el mismo patrón. Todos han procedido de la misma manera apareciendo ante su pueblo como el mesías salvador prometiendo una nueva vida donde la patria, el pan y la justicia serán las señas de identidad del país. Cuando con la consabida mezcla de demagogia, egolatría, terror y dar las migajas del banquete que él se mete, ha alcanzado el control de todas las instituciones, empieza a mostrar lo que por naturaleza lleva dentro; ese es el inicio del sufrimiento de un pueblo que ya carece del coraje, la moral y los medios para hacerle frente; un pueblo adormilado, narcotizado aterrorizado, muerto en vida y abandonado por los países que, pudiendo evitarlo, no lo hace por los intereses inconfesables y por unos medios de comunicación dentro y fuera del país regido por ese dictador, que, o bien lo apoyan o bien se muestran tibios, cuando no sumisos. Bajo dictaduras de todos conocidas, millones de seres inocentes han sido masacrados por los tiranos mientras los gobernantes y países del entorno miraban hacia otro lado porque, ya se sabe, que lo que no se ve no existe como atestigua el refrán "ojos que no ven corazón que no siente"

No vayamos a creer que las dictaduras surgen solo en los países donde la democracia está ausente, no. También surgen en las democracias porque, a veces, la misma democracia puede convertirse en dictadura; no la de un dictador, la de un partido. Y hay estudiosos que dicen que la dictadura de un partido elegido en las urnas, puede ser tan letal como la de un dictador. España está atravesando unos momentos en los que vientos huracanados de dictadura la sacuden, dictadura rancia populista - comunista. Ayuntamientos están gobernados por partidos totalitarios de pensamiento único dirigidos por dictadorzuelos de izquierda decimonónica que nos quiere hacer retroceder 100 años y, lo que es peor, mucho peor: UN DICTADOR DE MANUAL QUE YA HA SOMETIDO O ELIMINADO A TODOS LOS QUE OPONÍAN A ÉL EN SU PARTIDO, HACIÉNDOSE CON EL PODER ABSOLUTO, SOBREVUELA ESPAÑA.

FIDEL IS DEAD y ni una palabra más para él ni para todos los dictadores que han sido y lo son y, por supuesto, para ese que sobrevuela España con el ceño fruncido y la coleta al viento, vendiendo mercancía averiada y pasada de fecha.