Periodismo
El ex etarra Gonzalo Boye y Patricia López, de Público.

Los apoyos mediáticos de Podemos andan a garrotazo limpio. Todo comenzó cuando los periodistas estrella del diario Público, Carlos Enrique Bayo y Patricia López (los Inda y Urreiztieta del diario de Roures) publicaron la siguiente noticia: "Una agencia de espionaje de EEUU contactó con el asesino de las Ramblas el 31 de julio".

Los periodistas atribuían a unos supuestos espías del Exeintel Group, el hecho de haber lanzado una "Alerta Roja" internacional tras hacerse pasar por yihadistas y engañar a Younes Abouyaaqoub por Telegram.

La nota iba acompañada de capturas de Telegram (luego cambiaron y dijeron que era WhatsApp) con los dialogos con el terrorista islámico que con una extraña sinceridad revela sus planes a unos desconocidos.

"EXEINTEL asegura que constató que este sospechoso en particular mostraba señales clave de apoyo a la ideología yihadista", según ha publicado en su web la empresa privada de inteligencia. A continuación, reproducían la supuesta conversación entre el "sospechoso y los agentes de inteligencia".

Cuando le preguntaron a Bayo de dónde se había sacado a la agencia de espías respondió linkeando a una cuenta de Twitter... ¡con tuits de hadas!

Toda la información era un enorme bulo como han descubierto usuarios de Twitter. No hubo ni 'Alerta roja' ni amarilla ni nada. La desintoxicación pueden leerla en este excelente post del blog Ciencias y Cosas titulado: Los peones negros de Público.es.

Tanto Exeintel como Counter Global Defense, las teóricas empresas norteamericanas detrás de la conspiración, presentan webs recientemente creadas (su web registró el dominio el 17 de mayo de 2017 y están en Twitter desde junio de 2017), con perfiles de Twitter (@ExeIntelVI) asociados a una tienda de ropa (asociada a la cuenta de @sheliskai; ahora borrada) y con veracidad muy dudosa.

También lo denunció la web separatista Vilaweb:

La conversación no tiene credibilidad y la empresa es desconocida. VilaWeb se ha puesto en contacto telefónico varias veces con la empresa y no ha conseguido hablar con nadie. Siempre salta un contestador automático. Además, una investigación de los datos públicos que hay sobre la compañía da como resultado un perfil muy extraño. El principal contacto con Exeintel Group son dos webs, la suya y la de Counter Global Defense, teóricamente la empresa de la que depende. Ambas webs no presentan prácticamente ningún dato que se pueda comprobar.

Es una información que venía alimentar la teoría conspirativa de que los atentados de Barcelona y Cambrils serían atentados de falsa bandera para culpar a la Generalitat, responsabilizar a los Mossos y frenar el procés, en la misma sintonía en la que va el documental de Mediapro 'Las cloacas de Interior' en el que se defiende que el Estado quiso dinamitar el 'procés' conspirando con los servicios secretos para 'empapelar' a los Pujol.

Cuando se dieron cuenta del bulo de Público hasta sus compañeros de piso de CXT salieron huyendo:

Y lo mejor fueron los garrotazos a cuenta dle bulo que se dieron en Twitter dos voceros podemitas como el abogado ex etarra Gonzalo Boye suplicando a Patricia López que deje de inventarse bulos: