Periodismo
Castellví TW

Se suma otro 'enano' de altas miras al patético circo de la Generalitat. Por si fuera poco el espectáculo de los mentirosos Puigdemont, Colau y Trapero, -como principales figuras de cartel-, se suma ahora al elenco con todas las de la ley el gerundés Manel Castellví, aupado al cargo de comisario de información de los Mossos d'Esquadra en 2011 por obra y gracia del Govern de Artur Mas.(Alfonso Rojo: "Además de ineptos y sectarios, son un hatajo de mentirosos").

Empecinado junto a sus colegas de tropelías en demostrar la existencia de una policía patriótica que persiguió a políticos nacionalistas, la llamada Operación Cataluña, había perdido el norte e hizo pajolero caso de la carta que le entregó un diplomático del consulado norteamericano de Barcelona, donde la CIA advertía de la posibilidad de un atentado en La Rambla este verano, tal y como da cuenta 'La Crónica'. (Ya puedes ir devolviendo las medallas, Trapero: los Mossos descartaron el aviso de EEUU por "baja credibilidad").

El mentado, que en diciembre del año 2004 desarticuló la banda de El Frente Negro que estaba integrada por descerebrados niños de extrema derecha que se dedicaban a atacar mezquitas, y que por aquel entonces era el jefe policial de la región de Girona, es tambien responsable de la chapuza en la investigación de la explosión de Alcanar: mandó a uno de sus hombres, que no vio nada raro en que hubiese 120 bombonas de butano o acetona. De haberlo visto, quién sabe, otro gallo hubiera cantado.

Castellví, para colmo de males, recibirá la medalla de oro del Parlament por su 'brillante' actuación.