Periodismo
Antonio Pérez Henares y Miguel Ángel Domínguez. PD

Antonio Pérez Henares dejó en la noche del 31 de mayo de 2018 la tertulia '24 Horas' de Radio Nacional de España y además lo hizo en directo, harto de que el presentador de la misma, Miguel Ángel Domínguez, le quisiera modular su planteamiento y echase un capote a los nada recomendables socios que Pedro Sánchez se ha buscado para poder derrocar a Rajoy y llegar a La Moncloa.

Todo empezaba cuando el periodista y director de Publicaciones del Grupo Promecal hablaba sobre el candidato socialista y los apoyos que tenía para alcanzar La Moncloa:

No estamos planteándole, y lo digo con toda honradez, a la sociedad española que a lo que hoy se enfrenta España es que a los enemigos de ella, que dice que quieren romperla junto con los filoterroristas que no han pedido perdón a una víctima, son los que están decidiendo que el señor Pedro Sánchez sea el presidente de España.

El presentador no parece estar muy de acuerdo con la opinión de Henares, diciendo que estaba siendo muy vehemente, pero éste le deja claro que es su punto de vista:

Eso lo digo yo y sé que es muy incómodo y además dice la señora Carmen Calvo (PSOE) que esto era la idea de Europa y esto ya me ha dejado absolutamente perplejo. ¿Pero qué idea de Europa con los separatistas y con los filoetarras?

Miguel Ángel Domínguez, con un canguelo del diez, le cortaba:

Vete terminando. Voy a pedir intervenciones más breves porque tenemos muchas entrevistas.

El tertuliano alcarreño, que se hartó de la 'cuña' del presentador, soltaba la bomba y regalaba unos minutos de palomitas y refresco:

Antonio Pérez Henares: "Si yo incluso seré tan breve porque, de verdad, te lo voy a decir, Miguel Ángel, de corazón, me estoy despidiendo en realidad de este programa".

Miguel Ángel Domínguez: "¡Ahí va!"

A.P.H: "Sí, lo voy a hacer en directo porque yo soy un hombre de principios y serio. Siempre lo he sido".

M.A.D: "¿Qué vas a coger la puerta de este estudio 101 de la Casa de la Radio y te vas a marchar?"

A.P.H: "Sí, lo voy a hacer".

M.A.D: "¿Pero por el programa, por RNE, porque el día lo estás pasando muy mal? ¿Va a ser momentáneo o transitorio, para siempre? ¿Cómo va a ser esto?"

A.P.H: "No, no. Va a ser para siempre porque creo honradamente que si en un momento determinado llego a determinados grados de aborrecimiento de la política, también los estoy llegando de cierta oclusión con el periodismo. Cuando a mí la señora Calvo dice determinadas cosas de los apoyos, cuando se me dice que actúo con determinada vehemencia posiblemente es que yo ya no tenga el nivel que se exige en estos tiempos".

M.A.D: "Chani, lo de la vehemencia te lo he dicho yo, pero te lo he dicho por dos razones"

A.P.H: "Yo únicamente te digo que creo que ya no es mi sitio como periodista determinados micrófonos porque ya no me siento a gusto y porque continuamente entiendo que yo no me siento bien y cuando yo no me siento bien lo mejor es, mira, 31 de mayo...".

M.A.D: "Pero me jorabaría que fuera por mí".

A.P.H: "Nunca, simple y llanamente creo que en este clima periodístico que hay ahora, yo que soy un viejo periodista, entiendo y digo con toda claridad que uno de los responsables más serios de lo que está pasando en España en estos momentos son los medios de comunicación. Y si en algún momento aborrezco a la política también tengo que decir que aborrezco cada vez más a mi propia profesión porque es incapaz de hacer algo tan simple como decir verdades y siempre estamos haciendo declaraciones. Es mi opinión, sé que es muy dura. Imagínate para mí lo dura que es después de 48 años, pero no me siento bien en el periodismo español".

M.A.D: "Pero esto quiero que quede claro, no aquí".

A.P.H: "No me he encontrado bien desde hace mucho tiempo en los medios de comunicación porque he entendido que los medios de comunicación españoles no responden a algo que yo creía que existía y es cada vez más un elemento de declarativitis y de agitprop que no comparto".

M.A.D: "Chani, yo aquí tengo que echar tres cuartos al pregonero en lo que se refiere a RNE. Yo no sé tu agenda en distintos medios de comunicación, pero aquí agitprop poquita".

A.P.H: "Es que hay determinadas cosas que, por ejemplo, no se pueden responder. Tú acabas de entrevistar a Carmen Calvo. Esta noche no hemos podido preguntar".

M.A.D: "¿Te explico por qué?"

A.P.H: "Porque ella seguramente no haya querido".

M.A.D: "No es verdad".

A.P.H: "Pues entonces no lo entiendo".

M.A.D: "Muy sencillo. Primero, porque esa decisión la tomo yo que soy el director del programa y, ¿sabes por qué la tomo? Te lo voy a explicar. Esto empieza a las diez y termina a las 12. Vamos a hablar con Carmen Calvo, vamos a hablar con Joan Tardá, vamos a hablar con Melissa Rodríguez , vamos a hablar con Noelia Vera, vamos a hablar con Joan Baldoví, vamos a hablar con Carlos Rojas. Yo tengo 60 minutos, si por cada una de estas entrevistas preguntas tú, pregunta Raimundo Castro y pregunta Isaac Blasco, imagínate en qué horario me pongo yo, a las cuatro de la mañana. Y como eso no puede ser y como el que dirijo el programa soy yo, tomo la decisión de que no preguntéis a ninguno".

Chani Pérez Henares momentos después, concluía y daba por cerrada su etapa de colaboración con RNE:

Yo me estoy despidiendo aquí, donde he estado a gusto y tranquilo, pero es que me quiero ir porque no quiero estar en estos medios de comunicación en los que cada vez me siento peor [...] Me quiero despedir de la audiencia diciendo que ha sido un auténtico placer haber estado tanto tiempo en RNE, pero también tengo mi manera de pensar el periodismo y también tengo el derecho a decir que hasta aquí hemos llegado.

Miguel Ángel Domínguez aún metía una última 'cuña'

No será en este programa y en esta casa donde se te haya dicho lo que tienes o lo que tienes que dejar de decir.

Henares remataba:

Sí, vamos a dejarlo así. Se me ha dicho muchas veces que mi tono no era bueno y mi tono es el mío, mi vehemencia es la mía y honradamente siento mucho si en algún momento mi vehemencia ha podido molestar a la audiencia.