Periodismo

Parece una broma, pero no lo es. Recién acabada la decimoséptima edición de 'Gran Hermano', la peor de todas en cuanto a audiencia, justo además presentando la misma el rey del ego y emperador de 'encantado de conocerse a sí mismo', Jorge Javier Vázquez, y resulta que Paolo Vasile le exculpa de tan pésimos resultados.

Eso sí, desde los despachos nobles de Mediaset tienen claro que hay que buscar una cabeza de turco y esa ha sido la del departamento de reclutamiento de concursantes. Dicho en plata, que para los directivos de Telecinco el culpable del caos de esta edición del reality de la casa de Guadalix de la Sierra lo tiene el casting, concretamente la productora del programa Zeppelin TV.

El hecho de salvar a Jorge Javier Vázquez de la quema es casi un sinónimo de darle la puñalada a Mercedes Milá.

La 'sacerdotisa' de 'GH' había cumplido con creces en todas las ediciones anteriores y justo en esta ocasión, cuando le dan un bombón como este concurso al 'Rey Midas', a Jorge Javier Vázquez, el reality cosecha sus peores resultados. Pero curiosamente, el suspenso no se lo da Vasile al presentador, sino a la productora.

Tal y como cuenta El Confidencial Digital, el espacio arrancó con un gran éxito al imponerse al resto de la oferta de la noche consiguiendo un 23,9% de share. Sin embargo, fue el segundo peor arranque de la historia de ‘Gran Hermano' con dos millones y medios de espectadores. Por debajo solo se sitúa la primera gala de la edición del 2014.

A esto hay que sumarle, que la final celebrada el pasado 22 de diciembre de 2016 cosechó el peor dato de audiencia de la historia con 2.433.000 espectadores. Una cifra con la que lideró el ránking, pero negativa comparada con el obtenida años anteriores.

Galería de imágenes: