Política
Antonio Miguel Carmona (PSOE). PD

El concejal socialista, Antonio Miiguel Carmona, ha recibido numerosas quejas de turistas y de vecinos de la Villa de Madrid por la suciedad existente en las principales zonas turísticas de la capital de España.

"Madrid es una ciudad sucia, que se juega el bienestar de sus vecinos, pero también se juega su capacidad turística".

 "Esperamos que este año el turismo en la Villa de Madrid llegue a los diez millones de visitantes, a los que no podemos ofrecer aceras sucias, excrementos y descuido allá por donde van".

Carmona ha exigido un plan de choque para limpiar las zonas más sensibles durante este mes de agosto.

"Lo primero es el bienestar de nuestros vecinos, pero también nuestra capacidad de dar una imagen aseada de una ciudad que posee un patrimonio histórico incomparable en el mundo".

*LA PLAZA DE LAS DESCALZAS*

Uno de los destinos de los turistas, a veces de paso aprovechando la visita a otros monumentos, es el Monasterio de las Descalzas Reales. Un destino donde los transeúntes pueden encontrarse toda suerte de suciedad que muestra un Madrid descuidado, negligente, omiso y abandonado.

El Monasterio de las Descalzas Reales, también llamado de Nuestra Señora de la Visitación, está rodeado de aceras con orines, excrementos y suciedad. Un lugar donde está enterrada la Emperatriz María de Austria, de cuyo órgano fue responsable el compositor español Tomás Luis de Victoria y cuya fachada se atribuye a Juan Bautista de Toledo.

*MADRILEÑOS EN LA CALLE*

Para mayor abuntamiento, Madrid ofrece una visión de ciudad insolidaria cuando estos turistas se encuentran a sintecho pernoctando en la calle habiendo posibilidad de dotarles de una vivienda pública, un albergue y apoyo social.

"La presencia de madrileños sintecho en nuestras aceras es un problema humanitario, de sensibilidad social, de iniciativa política. No podemos permitir que vivan a la intemperie sin oportunidades, sin apoyo, sin futuro"

*EL TURISMO EN MADRID : ¿CUÁNTO NOS JUGAMOS?*

Para Carmona, Madrid es una de las pocas ciudades en el mundo que recibe más turistas extranjeros que nacionales.

"Por eso la imagen de Madrid es la imagen de España y por ello el Ayuntamiento de Madrid tiene una responsabilidad nacional, además de por nuestro propio interés.

Más de medio millón de norteamericanos -principal origen de los turistas extranjeros en Madrid, junto a británicos, italianos, franceses o alemanes-, nos visitan. Todos ellos se encuentran en los lugares de visita con las aceras sucias, el pavimento lleno de orines, excrementos, suciedad.

"Nuestro objetivo es ganar en capacidad turística, tanto en cantidad como en calidad. Podemos duplicar el número de turistas en la capital, superar la escasa cifra de algo más de doscientos euros de gasto medio por turista o la de dos días de estancia media".

Efectivamente, según datos del Instituto Nacional de Estadística, durante 2016 visitaron Madrid 9 millones de turistas, divididos prácticamente a partes iguales entre extranjeros y nacionales, realizaron 18 millones de pernoctaciones, la estancia media fue tan solo de 1,99 días y el gasto diario por turista de 208 euros.