Política
Baltasar Garzón. PD
A cuenta de los valencianos, los catalanistas dan una subvención de 30.000 euros a la Fundación Internacional Baltasar Garzón

Lo revela David Lozano este 16 de agosto de 2017 en 'EsDiario' y es un escándalo de aupa.

La Generalitat valenciana, a través de la vicepresidenta Mónica Oltra y la Conselleria de Transparencia, que dirige su compañero de partido, Manolo Alcaraz, ha concedido una subvención de 30.000 euros a la Fundación Internacional Baltasar Garzón.

El pago se ha realizado en pleno mes de agosto, en día festivo, y certifica de esta manera la "colaboración" entre la Generalitat y el inhabilitado juez Garzón que anunciara Oltra hace unos meses.

Sorprende este rápido pago de un Consell que acumula largos meses de impagos en el área de las ayudas sociales o la Dependencia.

Las relaciones enter Oltra y Garzón vienen de lejos. Uno de los primeros actos de Mónica Oltra como vicepresidenta del Consell y consellera de Políticas Inclusivas fue la intención de reunirse con el exjuez de la Audiencia Nacional para analizar las posibilidades de brindar protección institucional a los refugiados que han llegado a Europa huyendo de la guerra de Siria.

Oltra y Garzón querían hablar sobre la obligación ética y moral que tienen, tanto el Estado español como las administraciones públicas autonómicas, de intervenir y ayudar a los afectados por el mayor éxodo humanitario que se produce a Europa desde la Segunda Guerra Mundial.

Sin embargo, el encuentro finalmente no se produjo por las críticas del PP al considerar inadecuado que se abordasen esos asuntos con una persona condenada y apartada de la judicatura. Oficialmente, la reunión se pospuso por un compromiso "ineludible" de "última hora" impedirá de Baltasar Garzón .

Ahora, el PP no ha tardado en reaccionar tras trascender el pago de esta subvención. Así, la vicesecretaria general del Partido Popular de la Comunidad Valenciana, Elena Bastidas, ha criticado que el Consell "siga premiando con subvenciones a amigos mientras deja fuera de las ayudas de participación ciudadana a entidades valencianas de larga trayectoria o acumule impagos en dependencia".

Bastidas se ha pronunciado así tras darse a conocer la subvención de los 30.000 euros a Baltasar Garzón. "Nuevamente vemos la afinidad de Compromís con Garzón, ya que su fichaje para asesore sobre transparencia lo anunció Oltra el pasado mes de febrero y es ahora, con agostidad y vacaciones de por medio, cuando se le concede esta ayuda", ha manifestado la dirigente popular.

Qué criterios se han seguido para dejar fuera de las ayudas de participación ciudadana a las principales entidades valencianas, con larga trayectoria y trabajo y reconocidas por la sociedad

La dirigente popular se ha preguntado si Garzón "que supuestamente viene a vender transparencia, alertará al Consell de malos hábitos recurrentes, como cuando se niegan a dar información solicitada por los diputados del Grupo Popular en Les Corts o la dilatan en el tiempo". Asimismo, ha señalado que "las huidas para no dar explicaciones en el Parlamento, especialmente de Oltra con sus problemas de residencias de menores o sus viajes al extranjero, tampoco son una muestra de la transparencia que quiere aparentar este Consell".

Bastidas ha manifestado su sorpresa "por el hecho de que distintos dirigentes de Compromís, como Oltra o Vicent Marzà (conseller de Educación y Cultura), se muestren tan críticos con los jueces cuando no les dan la razón, y en cambio no tengan ningún problema en conceder 30.000 euros a un juez expulsado de la carrera judicial y con una condena de inhabilitación de 11 años sobre su espalda".

Asimismo, la vicesecretaria general ha preguntado "qué criterios se han seguido para dejar fuera de las ayudas de participación ciudadana a las principales entidades de consumidores de la Comunitat Valenciana, con una larga trayectoria y trabajo detrás y reconocidas por la sociedad valenciana". Así, han quedado fuera de las ayudas asociaciones de consumidores o de amas de casa.

"El Consell de Ximo Puig y Oltra ha vuelto a demostrar cuáles son sus prioridades, destinando subvenciones a afines mientras la dependencia es un caos o la educación son un caos".