Política
"Inaudita por la instrumentalización del lugar donde se reza, y excluyente porque reclama la restauración de un gobierno destituido, al que en las últimas elecciones solo apoyó el 47 % de la población"

Cuesta crer lo que se oye en esta grabación que clama al cielo, y que ha sido subida al portal 'Germinans Germinabit' durante estas últimas horas, aunque tal actitud en ese lugar sagrado viene ya de lejos ya que se creen ser la voz del pueblo y de Dios.

En la misma, se escuchan las sentidas plegarias en el oficio de Vísperas en la Abadía de Montserrat, esta pasada semana, bajo la batuta del abad independentista Josep Maria Soler:

"Al llegar a esta hora vespertina, rogamos por el restablecimiento del gobierno catalán y por la libertad de los consejeros elegidos democráticamente.Roguemos al Señor: Señor ten piedad, Cristo ten piedad.

Para que ningún gobierno maltrate la dignidad de las personas y respete siempre sus derechos.Roguemos al Señor: Señor ten piedad, Cristo ten piedad."

Es la prueba evidente de cómo el Santuario de la Virgen de Montserrat, patrona de Cataluña desde 1881, se ha dejado instrumentalizar por una parte del pueblo catalán que se arroga la representatividad de toda la sociedad catalana en su conjunto.

"Plegaria inaudita y excluyente", según el portal citado:

"Inaudita por la instrumentalización del lugar donde se reza y excluyente porque reclama la restauración de un gobierno destituido, al que en las últimas elecciones solo apoyó el 47 % de la población (...) Excluyente porque solo se reza fervorosamente por la libertad de unos determinados presos, sin que se incluya en la oración a presos de otras causas u otros lugares".