Política
Màxim Huerta en todas sus caras de la dimisión. PD

El saliente ministro de Cultura y Deporte, Màxim Huerta, cobrará poco más de 1.000 euros de pensión a lo largo de siete días, el mismo tiempo que ha ocupado la cartera ministerial. (El cutre apartamento de Màxim Huerta por el que le han dado con la puerta en las narices).

Según la ley, los ex ministros tendrán derecho a percibir, a partir del mes siguiente en que se produzca el cese y durante un plazo igual al que hubieran desempeñado el cargo, una pensión indemnizatoria del 80% del salario con un máximo de dos años. (Un patético Màxim Huerta culpa a una "jauría política" de haberle echado del Gobierno de Sánchez).

Tomando como partida el sueldo del anterior ministro de Educación, Cultura y Deporte, Íñigo Méndez de Vigo, en el año 2017 -última cifra que aparece recogida en el portal de transparencia del Gobierno-, el sueldo de Huerta podría estar cercano a los 70.368 euros anuales. (Cristina Cifuentes sacude un zasca a Màxim Huerta y compañía: "Buenos días a los que aplican la hipocresía").

Según esta cifra, tal y como recoge Europa Press, la indemnización del 80% cada mes alcanzaría los 4.691 euros. Al haber estado únicamente durante siete días, el cálculo final se sitúa en 1.094 euros -a una media de 156,3 euros cada día-.

Hasta julio de 2012, la pensión indemnizatoria de exministros era compatible con casi cualquier otra percepción, salvo con el desempeño de un puesto que generara también derecho a pensión indemnizatoria, situación que cambió a partir de esa fecha gracias a un Real Decreto.