Política
Jordi Sánchez TW

Es la dirigente número 31 de la lista encabezada por el expresident Carles Puigdemont, se llama Nuria Guillaumes y se tendrá que pasar medio año 'a pan y agua' ya que no podrá visitar en la cárcel a su adorado Jordi Sánchez, líder de la ANC para más señas. (Empluman a uno de los 'Jordis' y a Junqueras por saltarse las reglas de la cárcel y los independentistas pillan un cabreo sarraceno e).

Y es que el Ministerio del Interior por medio de Instituciones Penitenciarias ha fijado en seis meses el tiempo que el mentado pasará sin poder recibir su visita, después de que el pasado viernes el exlíder de ANC participase en un mitin de la campaña electoral de Junts Per Catalunya, mediante la difusión de un audio con su voz grabada en una de las llamadas telefónicas a las que tiene derecho.

Así informa 'El Español', quien señala que con esta decisión, el Departamento que dirige Juan Ignacio Zoido apunta a que esta señora colaboró con Jordi Sánchez para hacer llegar su mensaje en el acto electoral.

Se trata de una medida cautelar, según informan a este periódico fuentes penitenciarias. Hasta ahora, Guillaumes le había visitado hasta en cuatro ocasiones.

Por otro lado, Sánchez fue trasladado a otro módulo de la cárcel madrileña de Soto del Real en la que se encuentra desde hace dos meses. Los funcionarios del centro penitenciario buscan algún teléfono móvil o sistema de grabación, prohibidos en el Reglamento Penitenciario.

Este lunes 18 de diciembre de 2017 el ministro del Interior ha confirmado que Prisiones ha abierto expediente tanto a Jordi Sánchez como al líder de ERC, Oriol Junqueras, también por difundir mensajes usando sus comunicaciones privadas. Serán escuchados antes de aplicarles alguna sanción definitiva como la prohibición de disfrutar de paseos.

Mayka Navarro se quita la careta defendiendo a capa y espada a Junqueras y Jordi Sánchez