Política
No es la primera vez que Iglesias hace novillos en la Comisión Constitucional

Los que venían a regenerar el Parlamento ya han adquirido hace tiempo los peores vicios de la 'casta'. Pablo Iglesias es el portavoz del grupo de Unidos Podemos en la Comisión Constitucional del Congreso, un cargo por el que recibe una remuneración extra de unos mil euros al mes, aunque sin ejercer porque prefiere aprovechar esa comisión para tuitear partidos de la NBA.

Según cuenta ABC, este 1 de diciembre 2016 el líder de Podemos no acudió a la sesión de este importante órgano parlamentario por más que en el orden del día figurara la comparecencia de la vicepresidenta del Gobierno con un tema de profundo calado político: la eventual reforma de la Carta Magna. Iglesias no fue a la reunión en la Cámara Baja que se prolongó hasta cinco de la tarde y cedió la portavocía a su adjunto, Xavier Domènech.

DISFRUTANDO DE LA NBA

Los periodistas preguntaron por el motivo exacto de su ausencia tras comprobar que Iglesias había estado compartiendo al mediodía unos vídeos de baloncesto de la NBA. El primer sorprendido por la ausencia de Iglesias fue Íñigo Errejón, que no ocultó su sorpresa. «Desconocía que no estuviera en la comisión», dijo. Solo momentos antes, se jactaba de que «Podemos siempre está en el puesto de trabajo», respondiendo así a las críticas por que Iglesias y la mayoría del grupo no irán a la recepción del Día de la Constitución en la Cámara.

No es la primera vez que Iglesias hace novillos en la Comisión Constitucional. El pasado día 15 tampoco acudió a la reunión por la que se constituía el órgano.

Galería de imágenes: