Política
Pablo Iglesias en la Cadena SER. CS
Dice el podemita de la coleta que se alegra de la victoria de Sánchez en las primarias del PSOE

El líder de Podemos, Pablo Iglesias, ha emplazado al PSOE de Pedro Sánchez a "tender la mano" a su partido y también a los independentistas de ERC para conformar lo que el llama muy pretencioso 'una mayoría alternativa progresista'.

En realidad, lo único que busca, tras la pifia que cometió hace año y medio cuando prefirió forzar la repetición de eleeciones, es hacer un apaño con quien sea, incluyento filoetarras e independetistas, que pueda desalojar al PP del Gobierno de España.

"La gente de ERC puede tener diferencias con nosotros, pero es gente honrada y gente progresista".

En una entrevista en la cadena SER, Iglesias ha asegurado este 16 de junio de 2017 que el liderazgo de Pedro Sánchez en el PSOE abre caminos "muy interesantes" para conformar un "bloque de cambio" que sea alternativa de gobierno al Rajoy.

"Me alegro de que haya ganado Pedro Sánchez", ha asegurado el secretario general de Podemos, que ha añadido que el líder del PSOE tiene ahora la difícil tarea de "cumplir su palabra".

Iglesias ha explicado que tras el debate de la moción de censura contra Mariano Rajoy envió un mensaje al secretario general del PSOE para trasladarle sus "buenas sensaciones" sobre una futura colaboración entre ambos partidos. Sánchez le emplazó a hablar tras el Congreso Federal del PSOE de este fin de semana para intentar formar una alternativa en la que Podemos excluye a Ciudadanos.

Un partido, "muleta del PP", según Iglesias, porque continúa sosteniendo al Gobierno de Rajoy y su modelo social y económico. ¿No será más fácil que nos pongamos de acuerdo entre progresistas?", se ha preguntado el líder de Podemos, que ha puesto como ejemplo el tripartito en Cataluña, que sumó en su día al PSOE y ERC, asumiendo la plurinacionalidad del Estado.

Precisamente sobre Cataluña, ha insistido en que no está de acuerdo con un referéndum unilateral porque no garantiza el derecho a decidir y ha apostado porque ese modelo plurinacional del Estado tenga "traducciones jurídicas".

En su opinión, existen soluciones democráticas al problema catalán en el marco de la ley, pero hay que negociar, y ha recordado que ya la Constitución de 1978 reconoce que en España hay regiones y nacionalidades.

"Unidos con otras reglas diferentes podemos ser más fuertes", ha insistido Iglesias, que ha acusado al PP de ser el mayor "fabricante de independentistas" con sus políticas inmovilistas.