Política
Juan Carlos Monedero e Iñigo Errejón.
Pablo Iglesias hace mucho tiempo que se viste solo y no duerme en cuna

Juan Carlos Monedero sigue ladrando. El 'doberman' de Iglesias, desposeído de toda responsabilidad orgánica, se libera desde su posición para seguir atizando día tras día a Iñigo Errejón y a la disidencia interna en Podemos.

No les vale con haber arrasado a los rivales en Vistalegre. A pesar de que en el Congreso podemita se certificó la victoria oficialista de Pablo Iglesias, Monedero sigue machacando sin piedad a Errejón

Que haya pedido un trozo de Podemos es de señor feudal

Dice en una entrevista a Esther Esteban publicada en 'El Economista' este 17 de febrero de 2017 cuando es preguntado si tenía razón el hasta el momento portavoz cuando reclama tener en la ejecutiva una representación proporcional al 33% de los apoyos que tuvo en el congreso.

Conozco a Íñigo, sé que es una persona que se respeta a sí misma, y no puedes ofrecerte para portavoz de un proyecto o de otro, porque si lo haces lo único que estás diciendo a la gente es que tú lo que quieres es mandar y te da igual lo que mandes.

Eso le convertiría en Antonio Hernando y quien quiera convertir a Errejón en Hernando se equivoca profundamente.

Íñigo siempre ha dicho que no le gusta perder ni a las chapas, y tras la derrota me consta que necesita tiempo para digerirla.

No tiene que anticipar posiciones y, sobre todo, no debe permitir que su corriente anticipe por él las posiciones.

La trifulca barriobajera que le montan los de Podemos a Montoro

Cuando se le pregunta si es la mano que mece la cuna de Pablo Iglesias, dice que no pero tampoco es que se sienta a disgusto con el término:

Pablo Iglesias hace mucho tiempo que se viste solo y no duerme en cuna. Quien quiera buscar camarillas no termina de querer aceptar la realidad.

Pablo es una persona con mucha capacidad de tomar sus propias decisiones, y que escucha a gente con criterios diferentes.

En cuanto a mí, no me da paz el intríngulis parlamentario, el juego de tronos, ni siquiera que haya gente que te aclama porque eres famoso.

Y da su visto bueno al nombramiento de Irene Montero como portavoz de la formación morada en sustitución, precisamente, de Errejón:

Es tiempo de feminizar la política. Los discursos que a mí me parecieron más potentes en Vistalegre fueron los de Noelia, Teresa e Irene.

Los hombres deberíamos ir entendiendo que las mujeres tienen mucho que contarnos, que representar y que renovar en la política.