Política
José Joven Sanz en la toma de posesión.

El tribunal de la Sección XI de lo Civil de la Audiencia Provincial de Madrid, ha condenado finalmente a José Jover Sanz, alcalde -por el Partido Popular- de Villaviciosa de Odón, población al suroeste de la Comunidad de Madrid, a pagar 9.000 euros al periodista Miguel Ángel Prieto Fernández por una intromisión intromisión ilegítima en su honor personal y profesional. Informa el periodista Carlos Berbell en ConfiLegal.

"La Prensa de la Villa", medio que dirigía Prieto Fernández, publicó una información en la que revelaba que el jefe de la Policía Local había dado positivo en un control de alcoholemia y que el PP regional había forzado al alcalde a cesarlo.

El alcalde reaccionó enviando una carta, fechada el 22 de julio de 2014, con membrete del Ayuntamiento a los anunciante de "La Prensa de la Villa", a los empleados municipales y a los grupos políticos. Una decisión que obligó a Prieto Fernández a vender su medio de comunicación.

De acuerdo con el fallo, la misiva "vulnera la intimidad del señor Prieto, al revelar datos relativos a su afiliación política al PP de Villaviciosa así como a sus convicciones religiosas (‘los domingos a misa en familia y a comulgar muy recogido'), datos sensibles que no eran públicos para los vecinos de Villaviciosa de Odón".

La carta del alcalde, además, contiene expresiones que vulneran su honor personal y profesional como "mientes... la realdiad es que es una total y vergonzosa mentira de alugien que se tilda profesional y en este caso no es más que un embustero intencionado y un trapisondista vulgar".

ENVIÓ LA CARTA A LOS ANUNCIANTES

Jover Sanz se despacha también contra el periodista con frases como "tú solo te estás cerrando muchas puertas, quizá por tus complejos, por tus indiscreciones, cotilleos y maledicencias, al final la gente te acaba esquivando".

Y añade: "copio este escrito a tus anunciantes para que sepan que ligan el prestigio de sus firmas al de un vendedor de publicidad que miente sin recato y que son sus complejos y ruindades podrías arrastrarles a serios perjuicios".

"La carta tuvo una enorme difusión en la localidad, como demuestran los comentarios que a raíz de la misma se publicaron y el hecho de que la carta fuera colgada en internet para conocimiento de todo el pueblo, publicándose a raíz de ello comentarios que daban a entender la falta de objetividad del Sr. Prieto como periodista debido a su afiliación política y sus creencias religiosas, cuando, precisamente, el Sr. Prieto dejó la política para sentirse más independiente a la hora de crear la Revista en noviembre de 2010; y que la situación descrita llevó al Sr. Prieto a desprenderse de la revista ‘La Prensa de la Villa', su proyecto más personal, provocándole además una pérdida económica al vender dicha publicación por un precio muy por debajo de lo habitual", dice la sentencia.