• Director: José Manuel Vidal
América
Los obispos colombianos piden al Gobierno y ELN extender el alto el fuego Agencias

(C. Doody/Agencias).- Favorecer el "alivio humanitario" y "avanzar más aún hacia la reducción de la violencia". Éstas son las dos peticiones que los obispos colombianos y Naciones Unidas han hecho al presidente Juan Manuel Santos y el ELN coincidiendo con el fin del plazo para el alto el fuego bilateral entre Gobierno y guerrilla.

"Como participantes invitados en el proceso de Verificación y Veeduría del Cese el Fuego Bilateral, Temporal y Nacional", las dos entidades solicitaron en un comunicado "preservar los logros obtenidos en materia de reducción de la violencia durante los meses de vigencia del cese el fuego".

La Conferencia Episcopal y la Misión de la ONU dijeron ser "conscientes de las dificultades del cese el fuego temporal y de la falta de consenso en relación con la implementación de determinados aspectos del Acuerdo de Quito", firmado el 4 de septiembre de 2017 y que establece las bases de dicha tregua entre el Gobierno colombiano y el ELN, que comenzaron el diálogo en febrero de ese año.

Asimismo, indicaron que comparten "la necesidad de un acuerdo de cese el fuego más robusto" y que genere "mayor confianza entre las partes y en la sociedad colombiana".

En Quito las partes acordaron un alto el fuego entre el 1 de octubre de 2017 y el 9 de enero de 2018.

El pasado 6 de enero, el presidente colombiano, Juan Manuel Santos, aseguró que su gobierno está dispuesto a prorrogar el alto el fuego y a "renegociar las condiciones" de uno nuevo.

Para ello, esta semana viajó a Ecuador el nuevo equipo de negociadores del Gobierno que deberá las conversaciones con los representantes de la guerrilla.