• Director: José Manuel Vidal
América
Francisco en su visita al Centro Penitenciario Femenino de San Joaquín
Pretenden así evitar que los pequeños queden abandonados o sean internados en el Servicio Nacional de Menores (Sename), una institución fuertemente cuestionada debido a las 1.313 muertes ocurridas entre 2005 y 2016 en estos centros

Un grupo de diputados chilenos presentó hoy en el Congreso un proyecto de ley para rebajar el cumplimiento de las penas de cárcel a las reclusas que tengan hijos menores de 14 años, tal y como solicitó ayer ante el papa Francisco una interna del Centro Penitenciario Femenino de Santiago.

"El objetivo de este proyecto de ley es que sea considerado como una atenuante a la pena el hecho de que las reclusas tengan hijos menores de 14 años, tal como ocurre actualmente con la intachable conducta anterior", declaró el diputado socialdemócrata Jorge Tarud, impulsor de la medida.

La iniciativa fue respaldada por parlamentarios de todas las bancadas, desde la ultraderecha hasta los comunistas.

Además de Tarud, suscribieron el proyecto los diputados Iván Flores (Democracia Cristiana), Cristina Girardi (Partido por la Democracia), Leopoldo Pérez (Renovación Nacional), Juan Luis Castro (Partido Socialista), Marcela Hernando (Partido Regionalista), Ramón Barros (Unión Demócrata Independiente) y Karol Cariola (Partido Comunista).

En el marco de la visita realizada ayer martes por el pontífice a la cárcel de mujeres más grande de Chile, una reclusa que habló en nombre de las más de 1.200 internas, solicitó a Jorge Mario Bergoglio que intercediera por ellas para que las autoridades acepten reducir la condena de las reclusas que son madres de pequeños.

"Padre, (le hago) una petición muy sentida en representación de todas las privadas de libertad de Chile: interceda para que el sistema de justicia modifique las condenas para las mujeres que somos madres de menores de edad", dijo Jeannette Zurita, una interna condenada a 15 de años de cárcel por tráfico de drogas.

La portavoz de las encarceladas expresó su deseo de que las mujeres que se encuentran en esta situación "puedan pagar la deuda con la sociedad sin descuidar ni abandonar a sus niños, evitando así -según dijo- que más tarde sean ellos los futuros condenados".

"Quienes suscribimos esta iniciativa creemos que lo que debe primar es el bien superior del niño", manifestó al respecto el diputado Jorge Tarud, del Partido por la Democracia.

"Además de ser una acción humanitaria, (la iniciativa) está relacionada con nuestra preocupación por el futuro de esos niños", agregó.

Tarud dijo que con esta medida, los legisladores pretenden evitar que los pequeños queden abandonados o sean internados en el Servicio Nacional de Menores (Sename), una institución fuertemente cuestionada debido a las 1.313 muertes ocurridas entre 2005 y 2016 en centros dependientes o colaboradores de la misma.

Hasta que el Sename no sea reestructurado, este organismo "no puede entregarles los cuidados necesarios ni una protección integral", advirtió Tarud, quien recalcó que "los niños no son responsables de que sus madres hayan cometido un delito".

El proyecto también prevé que cuando el tutor sea el padre -por la muerte de la madre, por ejemplo- esta atenuante también se aplique a su condena, explicó el legislador.

RD/Agencias