• Director: José Manuel Vidal
América
Carlos Pellegrín es el titular de la diócesis de Chillán Agencias
Desde la pasada semana, la Iglesia chilena decidió publicar los nombres de todos los acusados

La fiscal de la región del Biobío, en el sur de Chile, Marcela Cartagena, confirmó hoy que el obispo de Chillán, Carlos Pellegrín, es investigado por una denuncia relacionada con presuntos delitos sexuales.

Cartagena precisó que la acusación fue recibida el pasado 2 de agosto y que "la fiscal Marcia Venegas, especialista en delitos sexuales de la Fiscalía local de Chillán, despachó una orden de investigar".

La fiscal no especificó la razón por la cual se está indagando a Pellegrín, pero añadió que es la sexta causa de este tipo en la zona.

En declaraciones a radio Biobío, Cartagena explicó que la pesquisa pasará a manos de Nayalet Mansilla, quien encabezará la nueva fiscalía regional de Ñuble a partir del 6 de septiembre próximo.

 

 


 

 

La Iglesia chilena atraviesa una dura crisis a causa de los abusos cometidos por miembros del clero que llevó a todos los obispos a poner sus cargos a disposición del papa Francisco, quien hasta ahora ha aceptado cinco renuncias.

La Fiscalía tiene investigaciones abiertas sobre 38 casos, que involucran a 73 personas investigadas -sacerdotes diocesanos, de diversas órdenes y laicos-, y a 104 víctimas, la mayoría de ellas menores de edad en el momento de cometerse los hechos.

En esta semana otro sacerdote de esta región, Héctor Bravo Merino, fue apartado de sus funciones en la Iglesia mientras se les investiga por presuntos abusos sexuales a menores, lo mismo que el presbítero Luciano Arriagada de la diócesis de la ciudad de Talca

Otro de los investigados por la Fiscalía involucra al cardenal Ricardo Ezzati, arzobispo de Santiago, quien deberá declarar el próximo 21 de agosto como imputado, acusado de presunto encubrimiento de los abusos cometidos por un excanciller del arzobispado, Óscar Muñoz, que actualmente está en prisión preventiva

Este jueves, Ezzati fue internado en el Hospital Clínico de la Universidad Católica "por un control de rutina" que requiere de hospitalización, observación clínica y exámenes de laboratorio.

Según un comunicado del Arzobispado de Santiago, este control de rutina se los debe realizar luego que fuera sometido a una operación que se hizo en la clínica Gemelli de Roma, Italia.

Además la Fiscalía allanó este jueves el Obispado Castrense, en Santiago, en el marco de esta investigación, el quinto registro a una sede clerical tras los realizados en julio en las diócesis de Temuco y Villarrica, en la región de La Araucanía; además de los ejecutados en junio a la diócesis de Rancagua y el Arzobispado de Santiago.

 

 


 

 

Por último, el Arzobispado de Santiago informó este viernes que se impuso medidas cautelares contra el sacerdote Cristián Precht Bañados, investigado por abusos sexuales en establecimientos pertenecientes a la congregación de los Hermanos Maristas.

También se enviaron los antecedentes del ex vicario de la Solidaridad a Roma a partir de investigación de la Fiscalía.

"Con fecha 7 de agosto de 2018, el Arzobispado de Santiago resolvió enviar a la Congregación para la Doctrina de la Fe los resultados de la investigación previa realizada contra el presbítero Cristián Precht Bañados por antecedentes de eventuales abusos contra menores, aparecidos en el contexto del denominado caso Maristas, causa ya iniciada en el Ministerio Público", explicó el arzobispado en un comunicado.

Y precisaron que "al sacerdote se le impusieron medidas cautelares, por lo que no puede realizar actos públicos propios del ministerio sacerdotal y se le ordenó residir en Santiago".

Cabe recordar que Precht, en diciembre de 2012, recibió una condena vaticana de cinco años de suspensión del ejercicio público del sacerdocio por "conductas abusivas con menores y mayores de edad", según determinó una investigación realizada por el Vaticano.

El denunciante Jaime Concha valoró el avance y aseguró que "tenemos que seguir confiando en lo que haga ahora la Congregación para la Doctrina de la Fe".

"Ya están los antecedentes previos de Cristián Precht así que creo que estos van a ser otros antecedentes que se van a sumar a lo que ya está investigando el fiscal (Emiliano) Arias", aseguró Concha.

Además agregó que "tenemos que seguir confiando en que avancen todas estas investigaciones tanto en lo canónico como en lo penal y lo civil".

Se suma una investigación previa contra el presbítero David Vera Andrade por presunto abuso sexual de menor, quien fue apartado del oficio de párroco de Apóstol Santiago.

En este caso, destacó que se solicitó el consentimiento del denunciante para llevar el caso a la Fiscalía.

Se indicó que "con fecha 6 de agosto de 2018 se inició una investigación previa -que tiene un plazo máximo de 60 días- por presunto abuso sexual de menor contra el presbítero David Vera Andrade, por hechos ocurridos antes del año 2012".

"Al sacerdote se le impusieron medidas cautelares, por lo que fue apartado del oficio de párroco de Apóstol Santiago, no puede realizar actos públicos propios del ministerio sacerdotal y se le ordenó residir en Santiago mientras dure la investigación. Conforme a los lineamientos definidos por la Conferencia Episcopal de Chile el pasado viernes 3 de agosto de 2018, y reiterando el compromiso de colaborar con la justicia, hemos solicitado el consentimiento al denunciante para entregar su nombre a la Fiscalía", explicaron.

Esto último es un cambio de criterio acordado tras la última Asamblea Plenaria Extraordinaria de la Conferencia Episcopal.

(RD/Agencias)