• Director: José Manuel Vidal
Diócesis
Gabriel RS
Durante estos angustiosos días hemos encomendado al Señor a Gabriel y a sus apenados padres, en la esperanza de que fuera hallado con vida, sano y salvo. Hoy nos embarga una enorme tristeza

(Jesús Bastante).- Los peores presagios se cumplieron y, ayer al mediodía, la Guardia Civil encontraba el cuerpo del pequeño Gabriel. La pareja de su padre se encuentra detenida. Se ponen fin a doce días de búsqueda en la que se ha implicado toda Almería. También la diócesis, que anoche emitió un comunicado en el que muestra su "hondo dolor" tras "el hallazgo del cadáver del niño Gabriel Cruz".

"Durante estos angustiosos días hemos encomendado al Señor a Gabriel y a sus apenados padres, en la esperanza de que fuera hallado con vida, sano y salvo", apunta la nota. "Hoy nos embarga una enorme tristeza, pero no perdemos la esperanza de la fe", añade el comunicado.

"Estamos muy unidos a los padres y a los abuelos y familiares de Gabriel, cuya imagen en las pantallas nos ha llenado de ternura y emoción", afirma la diócesis, quien asegura que "el Señor lo tiene ahora junto a sí con sus ángeles y ayudará a los padres y familiares a superar esta terrible prueba".

"Este hecho y las desapariciones y asesinatos que nos sobrecogen día a día ponen de manifiesto la enfermedad del corazón humano, necesitado de conversión y perdón", concluye el escrito, en el que la Iglesia muestra su confianza "en la justicia y pedimos a Dios que cese y sea vencida por el amor toda la maldad de la violencia que acosa a nuestra sociedad".

 

 

Otros obispos, a través de las redes, también han mostrado su consternación ante el truculento final de esta historia. Así, el arzobispo castrense, Juan del Río, señala que "la muerte de Gabriel Cruz, como la de tantos niños inocentes, golpea el corazón y abre muchos interrogantes sobre lo que es capaz la maldad humana", al tiempo que felicita a la Guardia Civil y pide rezar "por un mundo mejor".

Por su parte, el obispo de Coria-Cáceres, Francisco Cerro, da el pésame a la familia, y sostiene que "siempre recordaremos tu sonrisa. Le he pedido al Padre Dios que te acoja en su Reino. Descansa en Paz".

 

Nota del Obispado de Almería:

Con hondo dolor la Iglesia de Almería está viviendo el hallazgo del cadáver del niño Gabriel Cruz. Durante estos angustiosos días hemos encomendado al Señor a Gabriel y a sus apenados padres, en la esperanza de que fuera hallado con vida, sano y salvo. Hoy nos embarga una enorme tristeza, pero no perdemos la esperanza de la fe. Sabemos que Dios sufre con nosotros nuestros dolores, porque en la persona de Jesús su Hijo, cuya pasión vamos a celebrar, ha cargado sobre sí todos nuestros sufrimientos.

Estamos muy unidos a los padres y a los abuelos y familiares de Gabriel, cuya imagen en las pantallas nos ha llenado de ternura y emoción. Creemos que el Señor lo tiene ahora junto a sí con sus ángeles y ayudará a los padres y familiares a superar esta terrible prueba.

Este hecho y las desapariciones y asesinatos que nos sobrecogen día a día ponen de manifiesto la enfermedad del corazón humano, necesitado de conversión y perdón. Confiamos en la justicia y pedimos a Dios que cese y sea vencida por el amor toda la maldad de la violencia que acosa a nuestra sociedad.

 

Almería, a 11 de marzo de 2018.

Oficina de Comunicación del Obispado de Almería