LoginLogin ClippingClipping SeguidoresSeguidores SeguidosSeguidos DesconectarDesconectar
Religión Digital

Juan G. Bedoya

"Juan Pablo II es el Papa que vacía las Iglesias, llena estadios, pero deja fuera a la Iglesia de base"

clipping

Juan G. Bedoya: "Zapatero hizo más concesiones a la Iglesia que el propio Franco"

"Rouco es un gran intelectual, es educado y amable"

J. F. Lamata, 04 de febrero de 2013 a las 11:42

Necesitas el plugin de flash para visualizar este contenido

Instala Adobe Flash player

El Yunque es la extrema derecha. La Jerarquía está a la derecha. Aunque Jesucristo no era de derechas
Juan G. Bedoya/>

Juan G. Bedoya

Juan G. Bedoya/>

Juan G. Bedoya

Juan G. Bedoya/>

Juan G. Bedoya

  • Juan G. Bedoya
  • Juan G. Bedoya
  • Juan G. Bedoya

(J. F. Lamata).- Juan G. Bedoya es el responsable de información religiosa del diario El País. Político, intelectual, literato, periodista, Bedoya nos cuenta su visión acerca de la Iglesia española y vaticana, al tiempo que desmonta algunos mitos sobre clericales y anticlericales. "Zapatero hizo más concesiones a la Iglesia que el propio Franco", asegura.

Usted ahora es uno de los referentes del periodismo religioso, por su trabajo actual en El País

En un momento determinado en El País la función del a información religiosa queda vacía. Yo vengo de coordinar las noches. Y me lo encargan a mí, que me sorprendió muchísimo que me encargaran religión.

Mi única experiencia fue que había formado parte de la negociación en 1993 en la Conferencia Episcopal con Elías Yanes, aunque no se hizo lo que se comprometieron ante mí los obispos, que era auto-financiarse. El caso es que he acabado como si fuera un especialista en religión, aunque no lo soy. Eso sí, cuando trato un tema hablo con la gente que me puede aportar cosas, hablo con José Manuel Vidal o llamo a un teólogo. Pero yo de lo que de verdad sé es política, economía y cultura. Porque lo que más me gusta es la cultura, he sido profesor de Literatura, pero ahí estoy, de experto en religión.

Igual no me quiere contestar, porque entro en lo personal, pero ¿es usted practicante? Desde determinados entornos se le presenta como un ex seminarista resentido...

No soy practicante, pero vengo de una familia que sí lo es, en especial mi madre. Tengo una hermana monja y un hermano cura, pero no soy anticlerical. Cuando me dicen que soy anticlerical o alguien dice que El País o el PSOE es anticlerical, demuestran que son muy ignorantes, porque no saben como eran los auténticos anticlericales en España. No han leído a Baroja sobre la historia del anticlericalismo, no han leído a Pérez Galdós.

No soy anticlerical ni resentido. Soy un resentido porque siento las cosas, cuando veo que un obispo miente resiento, lo siento y lo resiento, porque un obispo no debe mentir. Si se dice que la Iglesia no está en los presupuestos del estado, me resiento.

A mi niña la hemos bautizado, así que creo que no encajo en el perfil anticlerical. Leo cosas religiosas, simplemente no soy practicante. Estoy en la Universidad de Navarra [Opus Dei]

Usted participó en un célebre debate en CNN+ con Pablo Ginés, que dijo que usted era anticlerical.

En ese debate Pablo Ginés elogió la libertad de la Iglesia y entonces yo le recordé el caso de Bruno, la inquisición, Galileo. Y él se mete conmigo porque entiende que yo había dicho que Galileo fue quemado por la inquisición [cosa que nunca pasó].

Al final él fue muestra de ese radicalismo, no me dejaba hablar, no me dejaba explicarme. Me miraba como si yo fuera el diablo. Yo intentaba sonreír y decirle ‘no te pongas así'. Yo creo que soy bastante moderado.

En España la peor sangre se ha derramado por parte de los anticlericales y los clericales. Aquí siempre se ha ido detrás de los curas o con el cirio o con el palo. Durante la Guerra Civil el episcopado llamó a la guerra como decía el obispo de Salamanca, Plá i Deniel, ‘hay que erradicar la cizaña' y le llamó Pacelli y le dijo ‘la cizaña es imprescindible para que nazca el trigo'. Los que intentan decir que en España hay como ha dicho el Papa que hay anticlericales, no tienen ni idea. Está en una sociedad tolerante y yo soy tolerante.

¿El Gobierno Zapatero ha tratado bien o mal a la Iglesia?

Zapatero hizo más concesiones a la Iglesia que el propio Franco. No ha habido ningún Gobierno en la democracia, ni Aznar, ni Calvo Sotelo, ni Felipe, que haya hecho más favores a la Iglesia. Liberó a los obispos del compromiso de autofinanciarse les eleva un 37% la cuota del IRPF que va para la Iglesia. Que pasa de 150 millones a 350 millones. Sin ninguna contrapartida, sólo para que los obispos dejaran de meterse con él. Renunció a la legalidad de la Eutanasia o la ley de Libertad Religiosa, pese a ser compromisos electorales. Y además, para no molestar al Papa, que viene. Que encima viene diciendo tonterías como que España está como en los tiempos de la II República.

Pero en la Iglesia se enfadaron con muchas cosa del Gobierno Zapatero, Educación para la Ciudadanía o el matrimonio homosexual...

La Iglesia ha condenado todos los avances de la historia. Pio nono condenó el liberalismo, el socialismo y el sindicalismo, el modernismo. También la investigación con embriones, los trasplantes de órganos ¿cómo no iba a condenar el matrimonio homosexual?

Usted ha publicado en El País que la Iglesia se opuso al Pararrayos...

El caso del Pararrayos es paradigmático, lo tratamos en aquel debate con Pablo Ginés, la tesis era que si Dios decide partirte con un rayo, quién eres tú para colocar un aparato que lo impida. Y sacaron un documento contra el Pararrayo, igual que hay un documento contra la anestesia y contra los partos sin dolor. Porque para ellos los partos tienen que ser con dolor.

A usted se le considera el mayor crítico del Cardenal Antonio María Rouco Varela. ¿Qué balance de él?

Para la jerarquía católica el balance es positivo. Yo tengo un enorme respeto por el cardenal Rouco. Es un gran intelectual, es educado y amable. Como arzobispo cardenal de Madrid es un hombre en su papel. Y como presidente de la Conferencia Episcopal también lo hace muy bien, consigue que el Gobierno Zapatero, que supuestamente era anticlerical acabara cediendo. Zapatero al llegar dice que va hacia el laicismo y Caldera y De la Vega dicen que iban a la autofinanciación, pero luego hicieron lo contrario.

¿Y de Juan Pablo II?

En contra de lo que se dice, de que fue un gran Papa, Juan Pablo II es el Papa que vacía las Iglesias, llena estadios, pero los llena con movimientos, pero deja fuera a la Iglesia tradicional, la Iglesia de base. Llena los estadios con movimientos como los Kikos y como los Legionarios. ¡Dios mío! ¡Los Legionarios! ¡Cuyo fundador es el gran pederasta! Y el Papa Juan Pablo protege a los pederastas, no hae nada para sanear las cuentas. Despilfarra. ¡Es un Papa malo para la Iglesia católica!

A mí me importa un bledo, porque yo no formo parte de ella. No controla el Interior, el Vaticano se descontrola. Juan Pablo II se esfuerza en luchar contra el comunismo, pero para eso no le importa tomarse una foto en el balcón del Palacio de la Moneda con Pinochet o una foto con Fernidand Marcos en Filipinas. ¡Se relaciona con lo peor de la sociedad en aquel momento! Insolidario. Anticomunista, pero también tendría que haber sido anticapitalista.

¿Y Pablo VI?

Juan XXIII era el Papa bueno. Pablo VI no fue tan bueno porque comete el error del Humane Vite, donde los católicos dejan de hacer caso a lo que dicen los obispos por lo que dicen del control de calidad. Se produce un cisma: por un lado los teólogos, las Iglesias populares, Somos Iglesias, Redes Cristianas, Foro de Curas, que hacen en sus parroquias lo que dice el Concilio Vaticano II y lo que Jesucristo creería y por otro la Jerarquía, que está siempre en contra de todo. Uno lee a los teólogos como Tamayo y otros y ve una Iglesia ve que hay dos.

¿Qué papel le da a las asociaciones como el Yunque?

El Yunque es la extrema derecha. La Jerarquía está a la derecha. Aunque Jesucristo no era de derechas. Si Cristo viniera a Roma saldría escandalizado. Con la pompa. Cristo no vino a decir que eso era un valle de lágrimas.

La Jerarquía está a la derecha y la izquierda en el sermón de la montaña, pero a la Jerarquía le pasan por la derecha algunas asociaciones como los Levfrebianos, que son anti-judíos y quieren volver al Latín, los del Yunke, pero son minoritarios. Al igual que en política la extrema derecha esta arrinconada, la ser integrada su gran mayoría en el propio PP.

¿Los Legionarios de Cristo?

Los Legionarios son la extrema derecha. Maciel era un hombre corrompido no sólo moralmente sino también económicamente. Sólo le preocupaba el dinero y la construcción de universidades y colegios y de pronto es el gran fundador del siglo XX, hasta que queda constancia de que es el gran pedarasta. Por cierto, las primeras informaciones las saco yo.

¿El movimiento cautecumenal [los Kikos]?

Kiko es otra cosa, procede de las chabolas del Pozo del Tío Raimundo, de Vallecas. Vive una experiencia y se cae del caballo de la izquierda radical casi comunista y ahora está en el apocalipsis ultracatólico. A mí no me gusta, pero le veo auténtico. Moralmente es intachable y austero. Ha construido un imperio económico, pero desde una autenticidad. Rouco le tiene admiración hasta el punto de cederle las bóvedas de la catedral de la Almudena, porque le llegan plazas.



facebook

Periodista Digital, SL CIF B82785809 - Avenida de Asturias, 49, bajo - 28029 Madrid (España) - Tlf. (+34) 91 732 19 05
Aviso Legal | Cláusula exención responsabilidad | sugerencias@periodistadigital.com | Copyleft 2000