• Director: José Manuel Vidal
Solidaridad
Semana Santa accesible de Granada Agencias
Un signo de que todos, independientemente de sus capacidades, pueden participar en los actos de la Pasión, Muerte y Resurrección de Cristo

(Jesús Bastante/Agencias).- Los ciegos ven, los sordos oyen... Este es el milagro del Reino, del Cristo que muere y resucita. La Semana de Pasión también es Semana Santa para las personas con capacidades especiales, que este año, por vez primera, tienen una oportunidad para sentir, de una manera distinta, la devoción de las procesiones. Granada y Ávila son pioneras en este trabajo.

Así, la Semana Santa de Granada ha apostado por incorporar la audiodescripción de los pasos durante las procesiones para personas con discapacidad visual, o la traducción de una saeta al lenguaje de signos, junto a otras propuestas, como talleres multisensoriales.

La idea surge de Iván Centenillo, artista y trabajador social, que este Lunes Santo logró incorporar la audiodescripción en la procesión de la Hermandad de la Esperanza. Al mismo tiempo, las personas con discapacidad visual pudieron tocar las imágenes, una vez bajadas de sus tronos, y los sordos pudieron seguir la emoción de una soleá a la Virgen.

 

 

El proyecto de "Semana Santa accesible" granadina se completará con tres talleres multisensoriales que acompñarán un tramo del recorrido procesional del Jesús del Gran Poder, junto a la banda de cornetas y tambores, para sentir las vibraciones de los instrumentos musicales. El taller se está celebrando este Miércoles Santo.

Esta misma mañana, la Cofradía de las Penas, GranaDown, Asprogrades y Bordeline harán posible el taller para personas con discapacidad intelectual y cognitiva en la Iglesia de San Matías. Las actividades están abiertas a la ciudadanía en general a fin de que cualquier persona pueda seguir otra forma de ver la Semana Santa.

 

 

Por su parte, la Hermandad de la Esperanza de Ávila ha desarrollado una idea similar para que todo el mundo pueda comprender y vivir la semana de pasión abulense.

La idea ha sido bien recibida por el colectivo de capacidades diferentes, que gracias a que se han separado los bustos y los elementos de orfebrería de los pasos de Semana Santa, este colectivo "puede tocarlos y admirar como es una imagen de cerca", explicó a ABC el presidente de la Hermandad de la Esperanza, Héctor Costa.

Por su parte, Javier González, invidente y consejero de la ONCE de Castilla y León, ha podido ya tocar las imágenes de Semana Santa y ha mostrado su sorpresa manifestando que, por ejemplo, no se esperaba que el manto de la Virgen "pudiese tener tantos hilos y texturas diferentes, además de la formas distintas".

Unas iniciativas que deberían ser imitadas en todas las procesiones y pasos de la Semana Santa de nuestro país. Un signo de que todos, independientemente de sus capacidades, pueden participar en los actos de la Pasión, Muerte y Resurrección de Cristo.