Salud
Desmaquillarse YT

Los aceites limpiadores no solo ayudan a retirar el maquillaje de la piel, sino también el sebo y el protector solar de la misma. Así nos lo hacen saber desde Miin Cosmetics, la firma de cosmética coreana. "Al maquillarnos, estamos poniendo una capa sobre nuestra piel. El desmaquillante elimina esta capa, pero no limpia nuestra piel, solo retira el producto.

Debemos hacer una segunda limpieza para eliminar las impurezas de la piel más allá del maquillaje. Es la manera de conseguir que los poros estén más limpios y así conseguimos evitar en gran parte la aparición de granitos e imperfecciones", explican. Se recomienda aplicar el aceite con las puntas de los dedos y en movimientos circulares, porque ya que estamos sumando un paso extra a nuestra rutina de limpieza, ¿por qué no darnos un pequeño masaje como recompensa? Este truco será el que haga que el aceite penetre profundamente en la piel, por lo que la limpieza será más potente, según recofe elconfidencial.

Objetivo: eliminar las impurezas

Quizás seas de las que huyen del maquillaje y ahora estés frotándote las manos con tranquilidad, ¿verdad? Porque si no te maquillas, eso de la doble limpieza no va contigo, ¿no? Mucho nos tememos que no es así. Puesto que nuestra piel está expuesta a agentes externos que dañan nuestra piel, hemos de retirar las impurezas presentes en nuestro rostro antes de aplicar cualquier producto para que este penetre de forma óptima, por lo que utilizar el aceite limpiador para eliminar la suciedad cutánea es el primer paso a llevar a cabo al lavarnos la cara. A continuación, utilizamos un limpiador para eliminar de forma definitiva las impurezas más insistentes, de forma que habremos limpiado la piel en profundidad. Es decir, no podemos prescindir del aceite limpiador, pero tampoco de los jabones, geles o espumas limpiadores, si queremos eliminar todas las impurezas resultantes de los agentes externos. Los dermatólogos coreanos recomiendan limpiadores de bases acuosas, capaces de eliminar los restos de sudor y las impurezas más resistentes.