Depilación láser

clipping

Nueva depilación láser, sin riesgos ni dolor y ultra rápida

Periodista Digital, 10 de febrero de 2015 a las 08:00

Quemaduras, dolor, pomadas anestésicas y unas sesiones de 2 horas, parecen haber llegado a su fin. La ciencia y la tecnología presentan un nuevo principio de eliminación de vello, la fototermólisis progresiva.

Israel es conocido por su industria de defensa y los grandes avances en tecnología óptica y láser. Este conocimiento lo han sabido trasladar al mundo médico y estético, habiéndose convertido en el principal proveedor mundial de equipos láser.

El país que creó el exitoso láser diodo Soprano, ahora presenta una evolución de éste, el Soprano A, logrando pasar del dolor a una sensación de calor, reduciendo los tiempos de sesión en un 70% y, con todo, logrando una mayor eficacia depilatoria, recientemente acreditada por la prestigiosa Agencia Americana FDA.

Para entender este avance científico y tecnológico, nos acercamos a Germaine Goya, un prestigioso centro de depilación láser que ha incorporado la nueva plataforma diodo Soprano A. Su gerente, Carmen Díaz, nos lo explica.

Hasta el momento, el principio utilizado para la eliminación del pelo mediante luz era la fototermólisis selectiva. Necesitaba de disparos puntuales con gran energía, generando puntas de calor en un único momento, provocando agresiones en la piel, dolor y en ocasiones, cambios de pigmentación e incluso quemaduras.

No obstante, la efectividad del tratamiento era muy alta, la energía de la luz también era atrapada por el color negro del pelo (melanina), viajando a través de él hasta el folículo piloso (donde crece) que volatilizaba por acción térmica.

Las tecnologías de depilación por luz responden en la actualidad a este principio, desde el láser alejandrita, diodo y neodimio yag hasta la luz pulsada intensa IPL. Y todas ellas encuentran un severo inconveniente cuando la piel tiene color (melanina), peor aún cuando es negra o bronceada, generando un dolor a veces no soportable y mal tratado con pomadas anestésicas, cuyo uso previo a la depilación puede hacerlas llegar al flujo sanguíneo y generar severas consecuencias, tal como ha advertido la Agencia Estadounidense FDA.

La ciencia ha avanzado y demostrado que existe otra forma de lograr la depilación del vello mediante luz, la fototermólisis progresiva.

Supone un cambio conceptual de lo conocido, ahora calentamos la dermis con energías bajas, poco a poco. El manípulo pasa a estar en constante movimiento, como si diera pinceladas sobre la piel, efectuando un calentamiento progresivo de la capa interna, hasta conseguir mantener 45ºC en el bulbo piloso, temperatura más que suficiente para garantizar su destrucción. Entre tanto, la epidermis apenas se ha calentado.

El riesgo de quemadura es prácticamente inexistente; el dolor pasa a ser una sensación de calor perfectamente soportable; la tecnología Soprano A logra 10 disparos por segundo, lo que acorta las sesiones hasta en un 70%, por ejemplo, unas piernas completas pasan de 2 horas a unos sorprendentes 45 minutos; ya no hay inconveniente con las pieles negras o bronceadas y tampoco hay agresión cutánea, por lo que es posible hacerse la sesión 1 día después de tomar el sol y volver a tomarlo 2 días después de la sesión.

Sin duda, la fototermólisis progresiva es un avance de la ciencia que la tecnología ha sabido aprovechar con éxito. Una vez más, la inversión en investigación y desarrollo ha logrado un importante beneficio para nuestra salud, nuestra imagen y nuestra piel, sin olvidar el gran impulso industrial para un sector cada vez más demandado por mujeres y hombres.

Referencias

Centro de Estética Germaine Goya Madrid www.germainegoyamadrid.com



Recibe nuestras noticias en tu correo

Tomamos tu privacidad muy en serio
facebook

Publicidad
Aviso Legal | Cláusula exención responsabilidad | sugerencias@periodistadigital.com | Publicidad | Quiénes Somos | Copyleft
PERIODISTA DIGITAL, SL CIF B82785809 - Avenida de Asturias, 49, bajo - 28029 Madrid (España) - Tlf. (+34) 91 732 19 05