24por7
FC Barcelona Pixabay

Una de las principales victorias que ha tenido el Fútbol Club Barcelona a nivel internacional es, sin duda, su éxito como asociación integral. Y es que, además de contar con una de las plantillas deportivas más reconocidas, el Barça es un pilar en cuanto a cultura.

Este reconocimiento no es algo nuevo. Desde su fundación, el Barça se ha destacado por incluir dentro de su agenda todo lo concerniente a las expresiones culturales de su contexto, a tal punto que aún hoy en día son un modelo a seguir gracias a su apoyo en el mundo artístico y su participación en los distintos eventos que promueven la cultura catalana y española.

Para Teresa Basilio Monné, quien desde septiembre de 2018 ocupa el cargo de Delegada de Cultura de la Junta Directiva del club, la institución está en constante avance, adaptándose a los cambios que puedan surgir de manera diaria. «Nos implicamos en temas sociales como culturales, queremos estar tanto en la vanguardia como en la tradición».

Un lema hecho realidad
Actualmente el FC Barcelona es el club más grande del mundo. En él cohabita una amplia red de miembros, que día a día crece, pero además están también los millones de fanáticos. Camisetas con los colores y nombres de los jugadores aparecen en ciudades y países remotos, en seguidores que se sienten parte de una tradición y filosofía únicas.

Quizá por eso haya calado tanto el lema «Más que un club». ¿La razón? Nadie podría responder tal pregunta sin dejar algo olvidado. Son muchas las columnas que sostienen al Barça, pero que sin duda se mantienen firmes y hacen de la institución algo sólido, capaz de albergar a sus cada vez más numerosos socios y fanáticos.

«El Barça es ‘més que un club' no es un lema, es una realidad», es lo que afirma su delegada de cultura. La certeza de sus palabras radica en que no hay forma de concebir al club como algo netamente futbolístico o deportivo. Su aspecto cultural, impregnado de lo que significa la gestión y el modo de ser sus miembros, es lo que lo ha ayudado a tener tanto éxito.

Una visión integral
Cuando Teresa Basilio señala que el club aspira a estar tanto en la vanguardia como en la tradición, lo hace porque ya están en proceso los planes para que se cumpla dicho objetivo. La institución está trabajando para seguir manteniendo el vínculo entre los ámbitos deportivo y cultural, con el fin de fortalecer la relación obtenida con cada uno de sus miembros, además de proyectar hacia sus fanáticos que el Barça posee una visión integral.

Hasta ahora, y en palabras de la misma delegada, una de las formas de continuar con este proceso es utilizando al fútbol como una herramienta para la difusión de los hechos culturales por los que el Barça aspira a ser reconocido, y los cuales han sido obtenidos durante toda su historia. Todo depende de la influencia que tiene el deporte en la sociedad, además del estatus que se adquiere gracias a su difusión y alcance.

Según Teresa Basilio, lo que se tiene en mente durante este año 2019 es un plan dedicado a los socios del club. Se espera que a medida de que el equipo comience a desplazarse debido a los compromisos que tenga que afrontar, los miembros también lo hagan. Esto servirá de gran ayuda para asistir a eventos culturales, además de aumentar la participación en las actividades pautadas.

Al final, este desafío promete ofrecer un intercambio en cuanto a cultura, pero además el disfrute del magnífico fútbol que caracteriza al equipo.