24por7

Todo el mundo del deporte habla de ello. El jugador australiano Bernard Tomic sorprendió a todo el mundo, incluido el juez de silla, con la forma que tuvo de sacar en el último punto del partido que jugó ante su compatriota Nick Kyrgios y que le sirvió para ganar el enfrentamiento, según huffingtonpost.

En lugar de sacar como lo hacen todos los tenistas: levantando la bola y pegándole cuando ésta baja; Tomic hizo que iba a sacar para golpear la pelota con la raqueta entre sus piernas.

"Eeeh...", dijo el juez de silla, que después dio el partido por ganado a Tomic. La cara de sorpresa era generalizada, también la de su rival Kyrgios, que se reía ante lo inédito de la situación.