Kiko Matamoros (Telecinco)

Kiko Matamoros está desquiciado, eso es lo que muestra cada vez que sale en televisión. Un día está agresivo y chulo y al siguiente se pone a llorar. El escándalo de su separación con Makoke le está aportando muchos beneficios económicos pero también podría costarle caro. El 4 de diciembre de 2018, el colaborador llamó a ‘Sálvame' para atacar al hijo de su ex, Javi Tudela, dando muestras, otra vez, de que ha perdido el rumbo.

 

 

Kiko Matamoros reaparece en 'Sábado Deluxe' y la lía parda

Por un lado, el divorcio de Kiko Matamoros y Makoke ha supuesto una auténtica ‘alegría' a la ‘pareja'. Han sido decenas de exclusivas y de contratos que les han caído del cielo. Económicamente, el divorcio ha sido un negocio redondo. Pero puede que no el precio a pagar sea demasiado alto.

Ya se avisó el 3 de diciembre de 2018 en ‘Sálvame'. "Hay preocupación por el estado de salud de Kiko Matamoros". A la salida de una discoteca tuvo una crisis y por poco va la ambulancia. El colaborador dijo que había sido una bajada de azúcar pero se insinuó que los ‘hábitos' de Matamoros no eran muy buenos.

Cierto es que los cambios de actitud de Kiko en sus últimas aparaciones públicas llaman mucho la atención. Por un lado, se ha mostrado agresivo y ‘chulo' tanto con sus compañeros como con su ex, y por otro ha llegado a llorar en directo, abatido. Muy extraño todo.

El 4 de diciembre de 2018, Kiko volvió a ponerse a la defensiva y todo a raíz de la visita de Javier Tudela a 'Sálvame'

El hijo de Makoke mantenía que tanto él como su abuela han ayudado en muchas ocasiones a la economía familiar, a lo que Kiko llamó muy nervioso a ‘Sálvame' para atacar al que fue su hijastro:

No te he echado en cara nada ni te lo echaré nunca, lo que sí he echado en cara es que me digan que tú me has mantenido.

Es muy doloroso porque yo he hecho muchos esfuerzos por manteneros a todos.

Y por manteneros lo mejor que he podido y lo mejor que he sabido. Para empezar es humillante y para terminar es mentira

Tudela respondió:

Mentiroso no soy, porque yo a ti te he prestado dinero y no me importa

Entonces Kiko empezó a enumerar los gastos mensuales de su familia

4.900 euros de hipoteca. 1.000 euros de comunidad. 1.000 de servicio. 2.000 de coches, 2.000 de alimentos. Gas, luz, teléfonos...

Y parte de todo esto, Kiko aprovechó para confirmar que sí, que su exmujer tuvo una relación sentimental con Julio Iglesias.