Belén Esteban, enfurecida.

El 11 de febrero de 2019, Belén Esteban volvió a gritar, insultar y a amenazar con irse del plató pero no se fue. Su relación con Jesulín de Ubrique ha vuelto a ser noticia después de 20 años pero la mal llamada ‘princesa del pueblo' no quiere estar callada y soltó la bomba de las bombas

Drama en Telecinco: le bajan el sueldo a Belén Esteban

Una semana antes, el periodista Diego Arrabal dijo tener una grabación de Jesulín de Ubrique de hace 20 años en la que el torero aseguraba que él no fue el que echó a Belén Esteban de su casa sino que fue ella la que decidió irse. Por esta declaración, que no aportaba nada, en Telecinco se han pasado 7 días hablando del asunto, como si hubiese algo que no supiéramos ya de una historia que estaba más que olvidada.

Pero Arrabal tenía más munición y anunció, el 11 de febrero de 2019 que Jesulín le habría sido infiel a su mujer, María José Campanario, con una presentadora de televisión que actualmente trabajaría en Telecinco.

Ese día, Belén Esteban estaba en plató y le exigió a Diego Arrabal que dijese el nombre de la presentadora de T5 que presuntamente habría estado con Jesulín. Pero no Arrabal ni el programa estaban por la labor de nominar a nadie. Y eso que Paz Padilla, la presnetadora, prometió "cerrar el cerco" ante la misteriosa amante del torero (lo que significa que no dirían quién es peor sí que darían pistas)

Pero en un momento dado, Belén estalló, amenazó con irse del paltó asegurando que "no quería hablar del tema de Jesulín" . Pero sí que habló y no se llegó a ir. De hecho, en un momento dado, la de de Paracuellos se efuerció y dijo:

Que Diego diga el nombre de la presentadora. Que lo diga pero no se atreve porque ya le denunció en su momento y le tuvo que pagar 40.000 euros.

Paz Padilla le preguntó a su colaboradora:

Pero ¿tú sabes quién es?

Y en contra del consejo del director del programa (que estaba dando gritos a su lado), Belén dijo:

Claro que sí. Si está con Ana Rosa (Quintana) todas las mañanas.