PD América

Al perro flaco todos son pulgas, que dice un viejo y pesimista refrán español (4 de cada 10 inmigrantes que van a México desaparecen: ¿Cuántos de la caravana llegarán a EE.UU.? ).

Los familiares de un joven asesinado en el estado de Guerrero fueron la tarde de este 2 de noviembre de 2018 a la morgue de Iguala para identificar el cadáver ( México es el país del mundo con más impunidad para asesinar periodistas).

No tenían mucho tiempo de haber llegado a las instalaciones del Servicio Médico Forense cuando un sicario armado con una pistola llegó y los ejecutó ahí mismo (México: El vídeo de una paisana a la que un duende visita para "hacerle el amor" se vuelve viral).

El multihomicidio ocurrió 24 horas después de que una balacera conmocionó el centro de la ciudad de Iguala, donde 3 jóvenes fallecieron en la vía pública (México: Un expolicía y una edecán secuestraban y mataban a sus víctimas; después, pedían el rescate).

Una de esas víctimas estaba en proceso de ser identificada cuando ocurrió el segundo ataque, donde murieron 3 hombres y una mujer. Las primeras versiones indicaron que el autor fue un sólo homicida, quien descargó 16 veces una pistola calibre 9 milímetros.

Los empleados que en ese momento se encontraban en las oficinas tuvieron que esconderse entre los escritorios para evitar ser el blanco de una bala perdida, reportaron medios locales (México macabro: los narcos dejan la cabeza de un taxista frente a un parque infantil ).

Las autoridades establecieron que la agresión está relacionada con una riña ocurrida la tarde del jueves en la colonia 20 de Noviembre. En aquel evento fueron asesinados 3 hombres, todos menores de 30 años.

Testigos detallaron que el pleito empezó luego de que un grupo de sujetos, quienes se encontraban reunidos en las inmediaciones del mercado municipal, comenzaron a discutir entre ellos.

Después de un intercambio de balas un grupo de hombres persiguió a tres individuos que fueron cayendo uno por uno sobre la calle Juan R. Escobedo.

Uno de los cadáveres quedó tendido afuera de una vecindad y junto a él fue encontrada una pistola tipo escuadra.

El enfrentamiento dejó estragos en varios domicilios donde ocurrió la persecución. Varios vecinos reportaron orificios de bala en las fachadas de sus hogares.

Periódicos locales informaron que una de las víctimas era familiar de un ex coordinaror de la Policía Ministerial, mientras que los otros sujetos que fallecieron trabajaban como carniceros en el mercado "Adrián Castrejón".

Durante la celebración del día de muertos en México, que abarca el primero y segundo de noviembre, se registraron 21 asesinatos en 7 municipios del estado de Guerrero, uno de los más peligrosos del país.