PD América
Carla Stefaniak

Las vacaciones de cumpleaños terminaron por convertirse en una pesadilla para una joven venezolana. El Organismo de Investigación Judicial (OIJ) de Costa Rica, confirmó que el cadáver de una mujer entrado pertenece a Carla Stefaniak de 36 años, una turista venezolana residenciada en Estados Unidos reportada como desaparecida desde este 28 de noviembre. (Una turista venezolana, la presunta víctima de un asesinato sin resolver en Costa Rica)

Con ayuda del padre de la víctima, Carlos Caicedo, quien acudió a la morgue, se logró identificar el cuerpo de la mujer hallado cerca de la residencia Airbnb donde se hospedaba su hija.

Su cadáver fue encontrado en avanzado estado de descomposición, lo que impidió su rápido reconocimiento, en una zona boscosa cerca del patio trasero del lugar donde se alojó, ubicado en el barrio de San José en San Antonio de Escazú. Se conoce que en el apartamento donde ella permanecía se hallaron manchas de sangre compatibles con la del cuerpo.

Las autoridades arrestaron al guardia de seguridad de la propiedad Bismarck Espinoza Martínez, hombre de 32 años de nacionalidad nicaragüense, tras ser el principal sospechoso del asesinato de la jóven.

La última vez que se supo de Carla Stefaniak fue en la víspera de su cumpleaños, al día siguiente tenía un vuelo programado para regresarse Miami, donde vivía, pero nunca llegó a abordarlo. Tras la sospechosa ausencia, sus familiares reportaron su desaparición y crearon una cuenta de GoFoundMe para ampliar su búsqueda.

Stefaniak estuvo en Costa Rica desde el 22 de noviembre de vacaciones con su cuñada quien partió del país el día anterior al vuelo de Carla.